/ lunes 4 de noviembre de 2019

Gorditas michoacanas, el antojito predilecto de la Feria de Tlaxcala

Su exquisito relleno y precio económico, las convierten en las favoritas de los tlaxcaltecas

La Feria de Tlaxcala no sería la misma sin sus tradicionales gorditas michoacanas, que con su exquisito relleno y su salsa al gusto, se convierten en el antojito predilecto de los tlaxcaltecas y de visitantes.

En los poco más de diez puestos ubicados a lo largo y ancho del recinto ferial se pueden degustar de chicharrón, longaniza, requesón, incluso de carne al pastor; su precio varía de los 35 a los 45 pesos la orden tres gorditas).

Zahavittry García, de “Las gorditas de la Feria de Tlaxcala”, asegura son los pioneros de este antojo en la feria de Todos los Santos, pues desde hace quince años, ofrecen este peculiar platillo originario de Michoacán.

Comentó que la idea de vender estas gorditas rellenas surgió gracias a su abuela Guadalupe Rico Mondragón, de tierras michoacanas, quien se encargó de heredar la receta. Ahora, con más de un década, este antojito se convirtió en el más consumido durante la festividad anual.

En ese sentido, Zahavittry comentó que en un día normal venden alrededor de dos mil gorditas, mientras que en días de mayor afluencia triplican su venta.

Cabe mencionar, que el resto del año, la familia de doña Rico Mondragón, se dedica a la venta de raspados en la Plaza Xicohténcatl de la ciudad de Tlaxcala.

Continúa leyendo:

La Feria de Tlaxcala no sería la misma sin sus tradicionales gorditas michoacanas, que con su exquisito relleno y su salsa al gusto, se convierten en el antojito predilecto de los tlaxcaltecas y de visitantes.

En los poco más de diez puestos ubicados a lo largo y ancho del recinto ferial se pueden degustar de chicharrón, longaniza, requesón, incluso de carne al pastor; su precio varía de los 35 a los 45 pesos la orden tres gorditas).

Zahavittry García, de “Las gorditas de la Feria de Tlaxcala”, asegura son los pioneros de este antojo en la feria de Todos los Santos, pues desde hace quince años, ofrecen este peculiar platillo originario de Michoacán.

Comentó que la idea de vender estas gorditas rellenas surgió gracias a su abuela Guadalupe Rico Mondragón, de tierras michoacanas, quien se encargó de heredar la receta. Ahora, con más de un década, este antojito se convirtió en el más consumido durante la festividad anual.

En ese sentido, Zahavittry comentó que en un día normal venden alrededor de dos mil gorditas, mientras que en días de mayor afluencia triplican su venta.

Cabe mencionar, que el resto del año, la familia de doña Rico Mondragón, se dedica a la venta de raspados en la Plaza Xicohténcatl de la ciudad de Tlaxcala.

Continúa leyendo:

Local

Abarrotan jóvenes de Tlaltelulco sedes para recibir su primera vacuna contra Covid-19

Estudiantes solicitan permiso en escuelas para asistir desde temprana hora a recibir el biológico de Pfizer

Local

Casos de violencia de género serán prioridad: PGJE

La procuradora Ernestina Carro Roldán recibió a una comisión de personas defensoras de los derechos de las mujeres

Local

Inician festejos a los Niños Mártires

Desarrollan octavario de oración previo a la fiesta del 23 de septiembre

Local

Abarrotan jóvenes de Tlaltelulco sedes para recibir su primera vacuna contra Covid-19

Estudiantes solicitan permiso en escuelas para asistir desde temprana hora a recibir el biológico de Pfizer

Local

Inician festejos a los Niños Mártires

Desarrollan octavario de oración previo a la fiesta del 23 de septiembre

Local

Retiran colillas de cigarro de las calles de Tlaxcala

Para disminuir la contaminación y sensibilizar sobre este residuo tóxico

Local

Casos de violencia de género serán prioridad: PGJE

La procuradora Ernestina Carro Roldán recibió a una comisión de personas defensoras de los derechos de las mujeres

Local

Inoperantes, las alarmas sísmicas, dice Segob

Harán una revisión puntual de las condiciones en que se encuentran para poder activarlas

Local

Trabajan constructoras en proyectos de la IP

Para aminorar los efectos económicos de la pandemia por Covid-19