imagotipo

Política para adultos

  • José Antonio Álvarez Lima

Galería

¿Izquierda o derecha?

Hay dos grandes corrientes de pensamiento y acción en la realidad política local, nacional y global: La corriente autoritaria y la corriente democrática.

En la corriente autoritaria hay gobiernos autoritarios de derecha y gobiernos autoritarios de izquierda.

Los gobiernos autoritarios de derecha son elitistas, racistas, profundamente conservadores y verticales. Sus dirigentes están convencidos de que alguna fuerza divina o extraterrestre los ha hecho diferentes: más inteligentes, más distinguidos, más voluntariosos y hasta más guapos. Gobiernan despreciando a los ciudadanos de a pie, a los que consideran inferiores y vulgares. Disponen del poder y del dinero público como si fuera propio. No dudan en usar la fuerza contra los ciudadanos, alegando siempre pretextos jurídicos o de mantenimiento del orden público. Sus gobernantes son déspotas e impopulares, excepto entre sus socios y los sectores de la sociedad que prefieren el orden a la justicia y la libertad.

Adolfo Hitler, Francisco Franco, Antonio López de Santa Anna, Gustavo Díaz Ordaz y Donald Trump, fueron y son típicos autoritarios de derecha.

Pero también han existido y existen gobernantes autoritarios de izquierda.

Estos dictadores están convencidos también de poseer cualidades excepcionales que los califican para ser los únicos que pueden interpretar la voluntad general de sus pueblos. Hábiles demagogos, logran encantar a las multitudes para luego someterlas encaramándose en la dirección política.

El origen de estos grandes egos narcisistas de izquierda se encuentra generalmente en movimientos auténticamente populares de pueblos hartos de la explotación y desprecio de que han sido víctimas, y están dispuestos a seguir a quien les prometa sacarlos del infierno en que viven.

El resentimiento y la fantasía son los botones mágicos del tablero de las emociones que estos personajes autoritarios de izquierda presionan alegremente.

Estos dictadores, una vez que han triunfado y logran el poder, van eliminando a sus antiguos compañeros de lucha bajo ingeniosos pretextos, hasta quedar solo rodeados de una corte de aduladores incondicionales. Entonces inician un régimen de miedo y represión que les permite alcanzar el poder absoluto. Después de un periodo de dictadura, solo dejan desolación y un gran cementerio de ilusiones.

Stalin, Mao, Fidel Castro, Luis Echeverría y Nicolás Maduro fueron y son típicos autoritarios de izquierda.

La próxima semana exploraremos los gobiernos democráticos de derecha y de izquierda.

Municipios peligrosos

Hace días, 500 soldados y policías federales cercaron y atacaron el pueblo de Atzinzintla, en el estado de Puebla. El resultado: decenas de pobladores, policías y autoridades municipales, alcalde incluido, apresados. Todos ellos presuntos responsables de asesinato, robo de combustible, extorsión y resistencia.

El relato de lo ocurrido nos habla de todo un pueblo, asociado con los Zetas, en armas -desde machetes hasta AK 47- y dedicado al robo y venta de combustible. Fenómeno social que también está presente en Tecamachalco, Acajete, Acatzingo, Palmar de Bravo… Un total de 29 municipios del oriente poblano.

Pueblos rebeldes, sin ley, insumisos a las autoridades locales. En guerra abierta contra el Gobierno federal. Que sobreviven bajo códigos impuestos por los delincuentes, en un territorio salvaje que crece por todos lados en el país.

Como nos podemos dar cuenta, ya tenemos cerca de Tlaxcala, en la frontera de San Pablo del Monte, Zacatelco, Nativitas y Calpulalpan, la presencia de huachicoleros y sus socios miembros de algún cartel del crimen organizado. Es necesario prender nuestros focos rojos y vigilar que las autoridades y las policías municipales no se contaminen, y que las fuerzas estatales y federales actúen ante cualquier amenaza.