imagotipo

Revelan orígenes de las ranas; coexistieron con dinosaurios 🐸

La desaparición de los dinosaurios permitió que las ranas se multiplicaran y convirtieran en uno de los vertebrados con más variedades del mundo, según un estudio publicado este lunes.

Diez especies han sobrevivido a la extinción de los dinosaurios hace 66 millones de años tras la caída de un asteroide, que eliminó el 75% de la vida en la Tierra, precisó el informe publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

Entre las supervivientes, sólo tres especies grandes de ranas lograron diversificarse y poblar el Planeta. Actualmente existen 6.700 variedades.

Casi nueve de cada 10 ranas contemporáneas (88%) son descendientes de estos tres linajes.

“Las ranas existen desde hace más de 200 millones de años, pero este estudio demuestra que no fue hasta la extinción de dinosaurios que tuvimos esta explosión de variedades que han dado pie a la gran mayoría de ranas que hay hoy”, explica David Blackburn, uno de los autores del informe y conservador adjunto de anfibios y reptiles del Museo de Historia Natural de Florida.

“Estos descubrimientos son totalmente inesperados”, subraya. Los científicos creían hasta ahora que las distintas especies de ranas habían aparecido de forma progresiva al final del Cretácico, es decir hace entre 66 millones y 150 millones de años.

Pero este último estudio demuestra que la aparición de ranas fue como una “explosión”: los pequeños anfibios se aprovecharon de la desaparición de otras criaturas y se instalaron en los hábitats que dejaron.

Los científicos de China y Estados Unidos crearon para la investigación la base de datos más grande que existe sobre ranas. Para ello tomaron muestras genéticas de 156 especies y se añadió la información ya existente sobre otras 145.

El estudio evaluó 95 genes –los anteriores sólo examinaban entre 5 y 12–. Los investigadores también estudiaron fósiles para saber cuándo se formaron las nuevas especies.

Descubrieron que no “no hubo una, sino tres explosiones de nuevas especies de ranas en distintos continentes, todas concentradas tras la desaparición masiva de la mayoría de dinosaurios y de otras muchas especies hace unos 66 millones de años”.

Dos de los tres linajes que sobrevivieron, los Microhylidae y los Natatanura, vienen de África. El tercero, Hyloidea, se extendió por América Latina.

La evolución fue similar para algunos pájaros, señala David Hillis, también autor del estudio y profesor de Biología en la Universidad de Texas.