/ martes 24 de agosto de 2021

Festival de Cine en Guadalajara será en formato híbrido

El Festival Internacional de Cine en Guadalajara será del 1 al 9 de octubre presencial y vía online

Diez títulos conformarán la competencia oficial de cine mexicano para la edición 36 del Festival Internacional de Cine en Guadalajara, que por segundo año consecutivo, se realizará de manera presencial y en streaming del 1 al 10 de octubre.

Estrella Araiza, directora del encuentro, señaló que este año mantendrán la apuesta online con la finalidad de que más público pueda acceder a las películas que conforman las ocho competencias de cortos, largometrajes y documentales nacionales e iberoamericanos.

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

“Vamos a tener que dejar un componente híbrido porque es importante que quienes no puedan viajar por cuestiones de la pandemia, tengan acceso al festival. Así que tendremos películas en línea disponibles para México, clases magistrales y una probada del festival en diferentes espacios”.

Entre los seleccionados que aspiran por el Premio Mezcal se encuentra la producción de Netflix, El comediante, primer largometraje ficción del baterista de Zoe, Rodrigo Guardiola, y la segunda como director del actor Gabriel Nuncio. Así como La llevada y la traída, documental realizado por Ofelia Medina.

José Pablo Escamilla, director del cortometraje Libélula que presentó en el Festival de Berlín 2017, competirá con Monstruo, estrenada en el Festival de Locarno; mientras Abner Benail, realizador del documental Yo no me llamo Rubén Blades, tendrá en competencia su ficción Plaza Catedral.

Oros títulos son Comala documental de Gian Cassini, seleccionado en el Festival de Toronto; Domingo, realizada por Raúl López Echeverría; The Gigantes dirigida por Beatriz Sanchi; El viaje de Paty, de Santiago Pedroche de Samaniego y Nos hicieron noche de Antonio Hernández. Aparece también Dirthy fathers, del director Carlos Alfonso Corral que fue parte de la sección Panoramas de Berlín este año.

“Tenemos un programa bastante sólido. Me parece que es una programación y con mucho futuro. Así como el año pasado presentamos películas que ahora están nominadas al Ariel, seguramente de aquí saldrán muchas que estarán ahí el próximo año”.

Se quedan sin apoyos federales

El Festival Internacional de Cine en Guadalajara (FICG), se realizará este año sin dos apoyos federales a los que pudo aplicar para esta edición. El primero es el Apoyo a Proyectos de Formación de Públicos y Exhibición de Cine Mexicano que otorga el Imcine a través del nuevo Programa de Fomento al Cine Mexicano (Focine).

La razón se debe a que la convocatoria fue lanzada en enero, cuando se encontraba la segunda ola de contagios de Coronavirus en el país. “Algunos del festival nos encontrábamos enfermos. Yo también, fue cuando me dio Covid. Así que a ese fondo no pudimos aplicar. El próximo año lo haremos porque creo que es un fondo positivo que sí recabó todas las voces de la comunidad de cine y por eso va a prosperar”, dijo Araiza.

El segundo apoyo es Profest, que otorga la Secretaría de Cultura a festivales culturales de todo tipo, “un fondo que cada año cambia las reglas”, denuncia la directora del encuentro.

Este año, Profest entregó sus recursos a 110 festivales de todo tipo. Desde el Riviera Maya Jazz Festival, el FestiBaile Latino, el Encuentro Nacional de Danza Folklórica Serenata en la Villita hasta el Festival de Amor y Troba y los festivales de cine de Morelia, Los Cabos y Guanajuato.

“Tienes que pensar que es una bolsa (de recursos) muy reducida y donde pueden aplicar todos los festivales, ya sea el de las manzanas o el FICG, que tienen dimensiones diferentes”, señaló Estrella Araiza.

En un comunicado publicado el lunes pasado, el FICG señaló que los requisitos de Profest no se adecuaban a las necesidades reales de un festival de cine que se realiza de manera presencial y por el contrario creaban una limitante para aspirar a esos recursos.

“Entre los puntos a cubrir para poder acceder al apoyo de Profest, se pide que el dinero sea utilizado para el pago de derechos de exhibición, cosa impensable, pues es sabido que más del 90 por ciento de las productoras y distribuidoras ceden justamente esos derechos para poder ser parte de las selecciones oficiales de los festivales”, dice el escrito.

El FICG demanda también que los requisitos no contemplan la posibilidad de usar esos recursos, “para pagar el transporte aéreo y terrestre, estancia en hoteles, alimentación, promoción y difusión nacional e internacional, así como para incentivos para premios y reconocimientos”, que son los principales gastos que pueden ocupar los festivales.

“Así que decidimos no aplicar porque era muy complejo tener que mentir o falsear información (para recibir ese apoyo). Sé que las reglas que están poniendo son para que no haya fallas en el sistema y se preste a la corrupción, pero evidentemente no se consideran nuestras necesidades”, destacó la directora del FICG.

La directiva pone de ejemplo el uso de servicios de subtitulado, costo que el FICG tiene cubierto gracias a los patrocinios que recibe. “Entonces, ¿yo tenía que haber rechazado a este patrocinio para acumular una factura más grande y que eso se pagara con el dinero de Profest? No tiene sentido. La situación es compleja porque las condiciones del FICG son diferentes a las de otros festivales”.

El FICG demanda que cuando se preparaban para aplicar, se les informó desde Profest que de entrar a la convocatoria no podrían aspirar a recibir una cantidad superior a los dos millones de pesos. “‘La realidad es que no nos alcanza para todos, entonces sólo les vamos a dar uno y medio’. Eso fue con lo que nos dijeron”, señaló Estrella Araiza.

La directora del encuentro demandó a la Secretaría de Cultura, “que se utilice al Imcine para tener convocatorias adecuadas y coherentes. Ellos tienen las herramientas para manejar todas las instancias cinematográficas y tienen todo el conocimiento sobre cómo funcionan los festivales y cómo apoyarlos”.

Entre las alternativas que el FICG encontró para reunir recursos para esta edición está un fondo de cine sustentable que encontraron en Londres. “Nosotros somos el único evento ecológicamente sustentable en México y tenemos reconocimiento de las sedes. Si nos dan ese apoyo, eso sumará al presupuesto”.

Diez títulos conformarán la competencia oficial de cine mexicano para la edición 36 del Festival Internacional de Cine en Guadalajara, que por segundo año consecutivo, se realizará de manera presencial y en streaming del 1 al 10 de octubre.

Estrella Araiza, directora del encuentro, señaló que este año mantendrán la apuesta online con la finalidad de que más público pueda acceder a las películas que conforman las ocho competencias de cortos, largometrajes y documentales nacionales e iberoamericanos.

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

“Vamos a tener que dejar un componente híbrido porque es importante que quienes no puedan viajar por cuestiones de la pandemia, tengan acceso al festival. Así que tendremos películas en línea disponibles para México, clases magistrales y una probada del festival en diferentes espacios”.

Entre los seleccionados que aspiran por el Premio Mezcal se encuentra la producción de Netflix, El comediante, primer largometraje ficción del baterista de Zoe, Rodrigo Guardiola, y la segunda como director del actor Gabriel Nuncio. Así como La llevada y la traída, documental realizado por Ofelia Medina.

José Pablo Escamilla, director del cortometraje Libélula que presentó en el Festival de Berlín 2017, competirá con Monstruo, estrenada en el Festival de Locarno; mientras Abner Benail, realizador del documental Yo no me llamo Rubén Blades, tendrá en competencia su ficción Plaza Catedral.

Oros títulos son Comala documental de Gian Cassini, seleccionado en el Festival de Toronto; Domingo, realizada por Raúl López Echeverría; The Gigantes dirigida por Beatriz Sanchi; El viaje de Paty, de Santiago Pedroche de Samaniego y Nos hicieron noche de Antonio Hernández. Aparece también Dirthy fathers, del director Carlos Alfonso Corral que fue parte de la sección Panoramas de Berlín este año.

“Tenemos un programa bastante sólido. Me parece que es una programación y con mucho futuro. Así como el año pasado presentamos películas que ahora están nominadas al Ariel, seguramente de aquí saldrán muchas que estarán ahí el próximo año”.

Se quedan sin apoyos federales

El Festival Internacional de Cine en Guadalajara (FICG), se realizará este año sin dos apoyos federales a los que pudo aplicar para esta edición. El primero es el Apoyo a Proyectos de Formación de Públicos y Exhibición de Cine Mexicano que otorga el Imcine a través del nuevo Programa de Fomento al Cine Mexicano (Focine).

La razón se debe a que la convocatoria fue lanzada en enero, cuando se encontraba la segunda ola de contagios de Coronavirus en el país. “Algunos del festival nos encontrábamos enfermos. Yo también, fue cuando me dio Covid. Así que a ese fondo no pudimos aplicar. El próximo año lo haremos porque creo que es un fondo positivo que sí recabó todas las voces de la comunidad de cine y por eso va a prosperar”, dijo Araiza.

El segundo apoyo es Profest, que otorga la Secretaría de Cultura a festivales culturales de todo tipo, “un fondo que cada año cambia las reglas”, denuncia la directora del encuentro.

Este año, Profest entregó sus recursos a 110 festivales de todo tipo. Desde el Riviera Maya Jazz Festival, el FestiBaile Latino, el Encuentro Nacional de Danza Folklórica Serenata en la Villita hasta el Festival de Amor y Troba y los festivales de cine de Morelia, Los Cabos y Guanajuato.

“Tienes que pensar que es una bolsa (de recursos) muy reducida y donde pueden aplicar todos los festivales, ya sea el de las manzanas o el FICG, que tienen dimensiones diferentes”, señaló Estrella Araiza.

En un comunicado publicado el lunes pasado, el FICG señaló que los requisitos de Profest no se adecuaban a las necesidades reales de un festival de cine que se realiza de manera presencial y por el contrario creaban una limitante para aspirar a esos recursos.

“Entre los puntos a cubrir para poder acceder al apoyo de Profest, se pide que el dinero sea utilizado para el pago de derechos de exhibición, cosa impensable, pues es sabido que más del 90 por ciento de las productoras y distribuidoras ceden justamente esos derechos para poder ser parte de las selecciones oficiales de los festivales”, dice el escrito.

El FICG demanda también que los requisitos no contemplan la posibilidad de usar esos recursos, “para pagar el transporte aéreo y terrestre, estancia en hoteles, alimentación, promoción y difusión nacional e internacional, así como para incentivos para premios y reconocimientos”, que son los principales gastos que pueden ocupar los festivales.

“Así que decidimos no aplicar porque era muy complejo tener que mentir o falsear información (para recibir ese apoyo). Sé que las reglas que están poniendo son para que no haya fallas en el sistema y se preste a la corrupción, pero evidentemente no se consideran nuestras necesidades”, destacó la directora del FICG.

La directiva pone de ejemplo el uso de servicios de subtitulado, costo que el FICG tiene cubierto gracias a los patrocinios que recibe. “Entonces, ¿yo tenía que haber rechazado a este patrocinio para acumular una factura más grande y que eso se pagara con el dinero de Profest? No tiene sentido. La situación es compleja porque las condiciones del FICG son diferentes a las de otros festivales”.

El FICG demanda que cuando se preparaban para aplicar, se les informó desde Profest que de entrar a la convocatoria no podrían aspirar a recibir una cantidad superior a los dos millones de pesos. “‘La realidad es que no nos alcanza para todos, entonces sólo les vamos a dar uno y medio’. Eso fue con lo que nos dijeron”, señaló Estrella Araiza.

La directora del encuentro demandó a la Secretaría de Cultura, “que se utilice al Imcine para tener convocatorias adecuadas y coherentes. Ellos tienen las herramientas para manejar todas las instancias cinematográficas y tienen todo el conocimiento sobre cómo funcionan los festivales y cómo apoyarlos”.

Entre las alternativas que el FICG encontró para reunir recursos para esta edición está un fondo de cine sustentable que encontraron en Londres. “Nosotros somos el único evento ecológicamente sustentable en México y tenemos reconocimiento de las sedes. Si nos dan ese apoyo, eso sumará al presupuesto”.

Local

Garantizados beneficios en tarjeta de vales para trabajadores de Sesa

Descarta cualquier tipo de afectación como lo han denunciado erróneamente trabajadores

Local

Se adaptó Tribunal Electoral a condiciones de Covid-19, sobre todo en elecciones: Lumbreras García

Al rendir el Informe Anual de Actividades 2021, sostuvo que el trabajo a distancia fue tan eficiente como el presencial

Literatura

Reviven a Juan José Arreola a través de recuerdo en la FIL Guadalajara 2021

Es necesario leerlo hoy en día para poder apreciar parte de su poética, coincidieron familiares y lectores del escritor jalisciense

Literatura

"Vietnam", un libro sobre descubrirse a través del punk, la música y el amor

A 16 años de haber publicado la primera edición de su libro, Mariño González aseguró estar conforme con su creación

Cultura

El "Colisionador de ideas" une la ciencia con el arte en la FIL Guadalajara 2021

El proyecto audiovisual está pensado para permitir que museos de ciencias ofrezcan experiencias inmersivas

Literatura

"La rebelión de los autómatas" vuelve a la fascinación por los robots inteligentes

El texto habla de un futuro cercano en el cual humanos comparten espacio con los robots independientes

Literatura

Bigbang Ciencia atrae a más de mil jóvenes en encuentro con Javier Santaolalla

Los jóvenes seguidores del doctor en física de partículas abarrotaron el espacio de su presentación dentro de la FIL Guadalajara 2021

Literatura

A través de libros buscan explicar qué es el Covid-19 de manera amena

Los autores “El murciélago que la lio parda” y “Elementum y el gran moro de Naurú” platicaron sobre sus libros en las actividades de FIL Ciencia