/ miércoles 23 de enero de 2019

Aumenta adicción por droga cristal en Tlaxcala

Encienden alerta por el consumo de este sintético derivado de las metanfetaminas, que crece entre los jóvenes

“Cristal”, “cri cri” o “cristo religioso”.

Así es conocida esta droga sintética, que no respeta edad ni posición económica.

En algunos antros y bares instalados en zonas urbanas la dosis tiene un precio de entre 100 y 200 pesos, pero en comunidades y rancherías del oriente y norponiente de Tlaxcala su precio es menor: 70 pesos el gramo.

Ever N. tenía 20 años cuando consumió por vez primera el cristal.

Debido a que proviene de una familia disfuncional, los problemas que vivía lo orillaron a ir detrás de la metanfetamina.

Hijo de un expresidente municipal, estudiaba en una escuela particular de Apizaco, pero en su interior había un vacío que lo inquietaba y lo aturdía.


Me dijeron que el consumirla traía felicidad y energía, eso buscaba, soy adicto y ya no podía vivir sin ella, aquí llevo tres meses en rehabilitación

, expresa a este Diario.

Entrevistado en un centro de rehabilitación ubicado en Apizaco, recuerda que

la droga da momentáneas sensaciones de placer, pero ahora me arrepiento.

Ahí, la madre del interno expresa que han sido muchos horas, días, semanas y meses de angustia y desesperación por sacar del vicio a su hijo.

Verlo drogado fue muy doloroso para mí y para mi otro hijo, que es deportista; su ansiedad por el cristal provocaba un ambiente familiar violento, pero ahora está en recuperación

, relata.

Refiere que en San Pedro Ecatepec y Zumpango, municipio de Atlangatepec, en las viviendas fueron robados los focos, principal elemento que se utiliza para drogarse con cristal ya que ahí lo calientan.

En San Pedro, una de las 10 comunidades del municipio, la población se congregó en asamblea para actuar pues permeaba la venta de cristal.

Entonces, se organizaron para operar el programa 'Vecino Vigilante’ a fin de disminuir la incidencia delictiva ya que, con la presencia de drogadictos, el robo aumentó.

Los jóvenes roban para comprar drogas, el problema siempre está ahí y va en aumento, les llevamos cine a los adolescentes y deportes, ya estamos trabajando

, justifica Lucía Lara López, presidenta de comunidad.

Admite que en la venta de droga hay gente que llega a la comunidad, pero con el programa de seguridad ha disminuido la venta.


DIFÍCIL DEJAR EL CONSUMO DE CRISTAL

Demetrio Loaiza, experto en el manejo de grupos para drogadictos y alcohólicos, advierte que contrario a las enfermedades crónicas que enfrenta la población, requieren de medicamentos para su cura, ya que en las drogas y alcohol es solo con voluntad.

Expone que mientras el drogadicto quiera curarse ‘‘podrá dejar el cristal o el alcohol y el único tratamiento es el programa de los 12 pasos de AA que impera en 160 países del mundo”.

Menciona que en el extinto Fideicomiso para la Prevención de las Adiciones, de Tzompantepec, solo trabajan en la prevención de las drogas, cuando los gobiernos federal y estatal debieran contar con una clínica para la atención de estos pacientes.

En el caso del alcohol, explica que la cirrosis es una de las principales causas de muerte en México, mientras que el cristal se arraigó como la droga de moda entre la juventud.

El cristal te quita el cansancio y te calma el dolor y la angustia, te llena el vacío que no encuentras en la familia, pero todo es un espejismo.

Detalla que esta sustancia química peligrosa y potente es un veneno que primero actúa como estimulante, pero luego comienza a destruir el cuerpo en forma sistemática.

Aclara que la droga provoca condiciones graves de salud, lo que incluye pérdida de la memoria, comportamiento violento y daño potencial al corazón y al cerebro.


CÓMO OPERA 'EN BUSCA DE MI FELICIDAD’

El Centro de Rehabilitación “En busca de mi felicidad” de Apizaco, que dirige Fermín Gutiérrez, recibe a todo tipo de personas afectadas por consumo de cristal, marihuana o alcohol.

Ahí, reciben a hombres y mujeres de diferentes edades, aunque la mayoría es menor de edad que vive en diferentes comunidades.

A diferencia de un anexo para AA, en este lugar las terapias son distintas pues, de entrada, no reciben golpes.

Se trata de una vivienda amplia de dos niveles donde las actividades inician desde las seis de la mañana y concluyen a las 22:00 horas.

Eso sí, mientras son ingresados por sus familiares nadie puede salir durante tres meses, aunque reciben dos visitas a la semana.

Ahí, todos tienen una tarea asignada, desde la preparación de alimentos hasta el aseo de habitaciones y sanitarios.

Los internos participan diariamente en las sesiones de terapia con especialistas externos al tiempo que es vigilada su salud, algunos de ellos toman medicamentos.

De 2011 a la fecha ha atendido a cerca de 700 jóvenes y adultos para tratarse enfermedades de alcoholismo y drogadicción.

En el lugar, una psicóloga, una trabajadora social y un médico se encargan de atender a los drogadictos.

En caso de urgencia, les auxilia la coordinación municipal de Protección Civil con su grupo especializado de técnicos.

Tratamos a menores en la lucha con la drogadicción, como Juan N., originario de Españita, internado por consumo de alcohol, marihuana y cristal

, comenta Gezaida Tapia, psicóloga del Centro.

Ella también consulta a Fernando N., de 17 años, oriundo de Benito Juárez, estudiante de preparatoria, quien fue ingresado por sus padres.

Explica que su padre es pensionado y se dedica a la venta de cerdos, mientras que su madre es ama de casa.

Hace tres años, dejé de beber alcohol, inhalaba cristal hasta que se dieron cuenta mis padres y me trajeron... llegué pesando 94 kilos y ya tengo 73, ahora han pasado tres meses y estoy por salir pues he perdido un semestre en la preparatoria.

CONSUMÍ DE TODO, PERO YA ME RECUPERÉ: DON FERMÍN

-Don Fermín, ¿qué lo motivó a abrir el Centro de Rehabilitación Buen Amanecer?

-Consumí de todo, me inyecté heroína, inhalaba cocaína, fumaba marihuana y bebía alcohol, me reía de la vida pues me ganaron las emociones, perdí mi familia

, asevera.


Y agrega que tuvo la desdicha de que sus vástagos también cayeran en las drogas pues

aquí lo que se siembra se cosecha, durante 30 años fui drogadicto, pero ahora que ya me recuperé, con la bendición de Dios voy en busca de ellos.

Refiere que siempre tiene presente en sus oraciones a Dios, de tal forma que ahora -con la ayuda de la propietaria del predio-

trabajo para ayudarlos, aunque primero tenía que estar bien conmigo mismo, ya me bendice el Todopoderoso.

Anuncia que la estrategia es convertir el Centro de Rehabilitación en una Clínica, para mejorar la rehabilitación de quienes se internan.

Comenta que, por ahora, la Asociación Civil está certificada y vigente con la licencia de funcionamiento, al igual que otros tres centros que hay en Apizaco.

Fermín vive en el mismo Centro de Rehabilitación de Apizaco, así que dedica las 24 horas del día al cuidado de los jóvenes, a los que llama sus hermanos.

En “Nuevo Amanecer” hay personas provenientes de Veracruz, Puebla, Hidalgo, Tlaxcala y de Estados Unidos de Norteamérica.

GOBIERNO DESATIENDE EL PROBLEMA

Frente al aumento en el consumo de cristal, don Fermín considera que es un deber de las autoridades mantener a los ciudadanos en salud, pero “vemos que se pasan la bolita sin hacerse responsables, el problema ya creció en los últimos cinco años”.

Por su lado, el especialista en la materia, Demetrio Loaiza, enfatiza que antes el consumo era en personas de más de 40 años, pero ahora comienza entre la juventud a partir de los 13.

Sostiene que para que una persona (hombre o mujer) se rehabilite es necesaria la intervención de la familia.

INTEGRAN COALICIÓN DE AYUDA

Ante los nulos apoyos gubernamentales por atender el problema de salud mental, un grupo de mujeres de Atlangatepec conformó una Coalición de Ayuda.

Las progenitoras quienes tienen a sus hijos internados, promueven acciones para recaudar fondos y ayudar a otros adictos.

También, difunden una campaña en la que dan a conocer el grave daño que causa consumir cristal.

Contrarrestamos el uso de la droga en San Pedro pues es de fácil acceso y cada día más jóvenes se hacen adictos

, puntualiza la madre de Ever.


Iván y Jorge son mi primera motivación para operar el Centro, ellos vieron lo que hacía, pero ahora quiero que vean que hemos regresado a la vida a muchos jóvenes

Fermín Gutiérrez / Director


  • 50 Personas están internadas, de ellas 23 son menores de edad, 22 adultos y cinco mujeres; la mayoría por consumir cristal, solo el 20 % está por alcoholismo.

¿QUÉ ES EL CRISTAL?
  • Es un derivado de la metanfetamina, una droga de color blanco y cristalino que se consume por inhalación por nariz, fumándola o mediante inyección.

Te puede interesar:

“Cristal”, “cri cri” o “cristo religioso”.

Así es conocida esta droga sintética, que no respeta edad ni posición económica.

En algunos antros y bares instalados en zonas urbanas la dosis tiene un precio de entre 100 y 200 pesos, pero en comunidades y rancherías del oriente y norponiente de Tlaxcala su precio es menor: 70 pesos el gramo.

Ever N. tenía 20 años cuando consumió por vez primera el cristal.

Debido a que proviene de una familia disfuncional, los problemas que vivía lo orillaron a ir detrás de la metanfetamina.

Hijo de un expresidente municipal, estudiaba en una escuela particular de Apizaco, pero en su interior había un vacío que lo inquietaba y lo aturdía.


Me dijeron que el consumirla traía felicidad y energía, eso buscaba, soy adicto y ya no podía vivir sin ella, aquí llevo tres meses en rehabilitación

, expresa a este Diario.

Entrevistado en un centro de rehabilitación ubicado en Apizaco, recuerda que

la droga da momentáneas sensaciones de placer, pero ahora me arrepiento.

Ahí, la madre del interno expresa que han sido muchos horas, días, semanas y meses de angustia y desesperación por sacar del vicio a su hijo.

Verlo drogado fue muy doloroso para mí y para mi otro hijo, que es deportista; su ansiedad por el cristal provocaba un ambiente familiar violento, pero ahora está en recuperación

, relata.

Refiere que en San Pedro Ecatepec y Zumpango, municipio de Atlangatepec, en las viviendas fueron robados los focos, principal elemento que se utiliza para drogarse con cristal ya que ahí lo calientan.

En San Pedro, una de las 10 comunidades del municipio, la población se congregó en asamblea para actuar pues permeaba la venta de cristal.

Entonces, se organizaron para operar el programa 'Vecino Vigilante’ a fin de disminuir la incidencia delictiva ya que, con la presencia de drogadictos, el robo aumentó.

Los jóvenes roban para comprar drogas, el problema siempre está ahí y va en aumento, les llevamos cine a los adolescentes y deportes, ya estamos trabajando

, justifica Lucía Lara López, presidenta de comunidad.

Admite que en la venta de droga hay gente que llega a la comunidad, pero con el programa de seguridad ha disminuido la venta.


DIFÍCIL DEJAR EL CONSUMO DE CRISTAL

Demetrio Loaiza, experto en el manejo de grupos para drogadictos y alcohólicos, advierte que contrario a las enfermedades crónicas que enfrenta la población, requieren de medicamentos para su cura, ya que en las drogas y alcohol es solo con voluntad.

Expone que mientras el drogadicto quiera curarse ‘‘podrá dejar el cristal o el alcohol y el único tratamiento es el programa de los 12 pasos de AA que impera en 160 países del mundo”.

Menciona que en el extinto Fideicomiso para la Prevención de las Adiciones, de Tzompantepec, solo trabajan en la prevención de las drogas, cuando los gobiernos federal y estatal debieran contar con una clínica para la atención de estos pacientes.

En el caso del alcohol, explica que la cirrosis es una de las principales causas de muerte en México, mientras que el cristal se arraigó como la droga de moda entre la juventud.

El cristal te quita el cansancio y te calma el dolor y la angustia, te llena el vacío que no encuentras en la familia, pero todo es un espejismo.

Detalla que esta sustancia química peligrosa y potente es un veneno que primero actúa como estimulante, pero luego comienza a destruir el cuerpo en forma sistemática.

Aclara que la droga provoca condiciones graves de salud, lo que incluye pérdida de la memoria, comportamiento violento y daño potencial al corazón y al cerebro.


CÓMO OPERA 'EN BUSCA DE MI FELICIDAD’

El Centro de Rehabilitación “En busca de mi felicidad” de Apizaco, que dirige Fermín Gutiérrez, recibe a todo tipo de personas afectadas por consumo de cristal, marihuana o alcohol.

Ahí, reciben a hombres y mujeres de diferentes edades, aunque la mayoría es menor de edad que vive en diferentes comunidades.

A diferencia de un anexo para AA, en este lugar las terapias son distintas pues, de entrada, no reciben golpes.

Se trata de una vivienda amplia de dos niveles donde las actividades inician desde las seis de la mañana y concluyen a las 22:00 horas.

Eso sí, mientras son ingresados por sus familiares nadie puede salir durante tres meses, aunque reciben dos visitas a la semana.

Ahí, todos tienen una tarea asignada, desde la preparación de alimentos hasta el aseo de habitaciones y sanitarios.

Los internos participan diariamente en las sesiones de terapia con especialistas externos al tiempo que es vigilada su salud, algunos de ellos toman medicamentos.

De 2011 a la fecha ha atendido a cerca de 700 jóvenes y adultos para tratarse enfermedades de alcoholismo y drogadicción.

En el lugar, una psicóloga, una trabajadora social y un médico se encargan de atender a los drogadictos.

En caso de urgencia, les auxilia la coordinación municipal de Protección Civil con su grupo especializado de técnicos.

Tratamos a menores en la lucha con la drogadicción, como Juan N., originario de Españita, internado por consumo de alcohol, marihuana y cristal

, comenta Gezaida Tapia, psicóloga del Centro.

Ella también consulta a Fernando N., de 17 años, oriundo de Benito Juárez, estudiante de preparatoria, quien fue ingresado por sus padres.

Explica que su padre es pensionado y se dedica a la venta de cerdos, mientras que su madre es ama de casa.

Hace tres años, dejé de beber alcohol, inhalaba cristal hasta que se dieron cuenta mis padres y me trajeron... llegué pesando 94 kilos y ya tengo 73, ahora han pasado tres meses y estoy por salir pues he perdido un semestre en la preparatoria.

CONSUMÍ DE TODO, PERO YA ME RECUPERÉ: DON FERMÍN

-Don Fermín, ¿qué lo motivó a abrir el Centro de Rehabilitación Buen Amanecer?

-Consumí de todo, me inyecté heroína, inhalaba cocaína, fumaba marihuana y bebía alcohol, me reía de la vida pues me ganaron las emociones, perdí mi familia

, asevera.


Y agrega que tuvo la desdicha de que sus vástagos también cayeran en las drogas pues

aquí lo que se siembra se cosecha, durante 30 años fui drogadicto, pero ahora que ya me recuperé, con la bendición de Dios voy en busca de ellos.

Refiere que siempre tiene presente en sus oraciones a Dios, de tal forma que ahora -con la ayuda de la propietaria del predio-

trabajo para ayudarlos, aunque primero tenía que estar bien conmigo mismo, ya me bendice el Todopoderoso.

Anuncia que la estrategia es convertir el Centro de Rehabilitación en una Clínica, para mejorar la rehabilitación de quienes se internan.

Comenta que, por ahora, la Asociación Civil está certificada y vigente con la licencia de funcionamiento, al igual que otros tres centros que hay en Apizaco.

Fermín vive en el mismo Centro de Rehabilitación de Apizaco, así que dedica las 24 horas del día al cuidado de los jóvenes, a los que llama sus hermanos.

En “Nuevo Amanecer” hay personas provenientes de Veracruz, Puebla, Hidalgo, Tlaxcala y de Estados Unidos de Norteamérica.

GOBIERNO DESATIENDE EL PROBLEMA

Frente al aumento en el consumo de cristal, don Fermín considera que es un deber de las autoridades mantener a los ciudadanos en salud, pero “vemos que se pasan la bolita sin hacerse responsables, el problema ya creció en los últimos cinco años”.

Por su lado, el especialista en la materia, Demetrio Loaiza, enfatiza que antes el consumo era en personas de más de 40 años, pero ahora comienza entre la juventud a partir de los 13.

Sostiene que para que una persona (hombre o mujer) se rehabilite es necesaria la intervención de la familia.

INTEGRAN COALICIÓN DE AYUDA

Ante los nulos apoyos gubernamentales por atender el problema de salud mental, un grupo de mujeres de Atlangatepec conformó una Coalición de Ayuda.

Las progenitoras quienes tienen a sus hijos internados, promueven acciones para recaudar fondos y ayudar a otros adictos.

También, difunden una campaña en la que dan a conocer el grave daño que causa consumir cristal.

Contrarrestamos el uso de la droga en San Pedro pues es de fácil acceso y cada día más jóvenes se hacen adictos

, puntualiza la madre de Ever.


Iván y Jorge son mi primera motivación para operar el Centro, ellos vieron lo que hacía, pero ahora quiero que vean que hemos regresado a la vida a muchos jóvenes

Fermín Gutiérrez / Director


  • 50 Personas están internadas, de ellas 23 son menores de edad, 22 adultos y cinco mujeres; la mayoría por consumir cristal, solo el 20 % está por alcoholismo.

¿QUÉ ES EL CRISTAL?
  • Es un derivado de la metanfetamina, una droga de color blanco y cristalino que se consume por inhalación por nariz, fumándola o mediante inyección.

Te puede interesar:

Local

Registra Sesa 320 casos positivos de Covid-19 en Tlaxcala

Se exhorta a la población a continuar con las medidas sanitarias

Local

Resultó inédito el flujo migratorio en albergue “La Sagrada Familia”

Más de 11 mil personas recibieron algún servicio durante su estancia en "La Sagrada Familia"

Local

Congelante fin de semana, en Tlaxcala

El frente número 23 y su masa de aire polar ocasionarán ambiente muy frío a gélido con heladas

Local

Registra Sesa 320 casos positivos de Covid-19 en Tlaxcala

Se exhorta a la población a continuar con las medidas sanitarias

Local

Resultó inédito el flujo migratorio en albergue “La Sagrada Familia”

Más de 11 mil personas recibieron algún servicio durante su estancia en "La Sagrada Familia"

Local

Discriminan a migrantes de comunidad LGBTTTI

Mientras encuentra un empleo, se hospederá en una habitación que edificó de láminas viejas y cobijas

Local

Resguardan en albergue “La Sagrada Familia” a familias con menores migrantes

Debido a que el gobierno del Estado no tiene la capacidad para darles alojamiento

Local

Congelante fin de semana, en Tlaxcala

El frente número 23 y su masa de aire polar ocasionarán ambiente muy frío a gélido con heladas

Local

En Tlaxcala la producción y venta de limón será baja

El precio del limón oscila entre los 40 y 60 pesos el kilogramo