/ domingo 27 de junio de 2021

Son los quintoniles una opción alimenticia

Campesinos tlaxcaltecas los guisan al mojo de ajo acompañados de salsa de guajillo, o los preparan como “navegantes”

Los quintoniles son hierbas silvestres que son aprovechadas por los campesinos de Tlaxcala, pues, tras su relección, se convierten en un exquisito platillo de la cocina tradicional tlaxcalteca.

Aunque en algunos restaurantes de la entidad o de otras zonas del país ofrecen este platillo a altos costos monetarios, hasta en 110 pesos el platillo, pero para las familias tlaxcaltecas está, al alcance sus manos, pues, con la presencia de lluvias, nacen y crecen en casi todos terrenos de cultivo.

Así, su desarrollo se da principalmente en esta temporada y su consumo se presenta mayormente en las zonas rurales del territorio estatal, ya sea como complemento o en comidas tradicionales, pero forma parte de la gran riqueza alimenticia de los tlaxcaltecas.

Muchas familias de los pueblos los guisan al mojo de ajo y otros, cuando pueden, lo complementan con carne de puerco acompañado de salsa de guajillo y consumiendo pulque al natural. Es un manjar.

De acuerdo con doña Cristina Zarate, de 56 años de edad y originaria del municipio de Totolac, cada mañana acompaña a su marido a las actividades del campo y aprovecha para juntar las plantas, que posteriormente lava en su casa, las hierve con ajo o, incluso, las come como “navegantes”.

Puntualizó que le gusta mucho el campo, toda vez que le ofrece bondades alimenticias, como los quintoniles, las flores de calabaza, las calabacitas tiernas, los huitlacoches, frijoles tiernos y secos, el elote tierno para preparar esquites y chileatole.

Aseguró que el campo es “bondadoso” para quien lo trabaja, ya que les provee del grano básico como el maíz para la tortilla y los frijoles para comerlos enteros, machacados o en tlaltlapas, que en los restaurantes llaman la tradicional sopa tlaxcalteca que llegan a ofrecer hasta 100 pesos el platillo.

Aunque a muchas personas no les gusta los quintoniles, para nosotros son un alimento codiciado, que solo se disfruta por temporada ya que a lo largo del año, solo podemos comprar quelites o huazontles en el mercado, pero las hierbitas del campo son más ricas, aseveró.

Por último, dijo que aunque los identifica muy bien, le ha enseñado a las nuevas generaciones a recolectarlos, pues lo característico es su raíz color rosada, y sus hojas pardas los hace más tiernos y productivos.

EL DATO:

La palabra quintonil se deriva del náhuatl quilitl (verdura) y tonilli (cosa calentada por el sol).

No dejes de leer

Los quintoniles son hierbas silvestres que son aprovechadas por los campesinos de Tlaxcala, pues, tras su relección, se convierten en un exquisito platillo de la cocina tradicional tlaxcalteca.

Aunque en algunos restaurantes de la entidad o de otras zonas del país ofrecen este platillo a altos costos monetarios, hasta en 110 pesos el platillo, pero para las familias tlaxcaltecas está, al alcance sus manos, pues, con la presencia de lluvias, nacen y crecen en casi todos terrenos de cultivo.

Así, su desarrollo se da principalmente en esta temporada y su consumo se presenta mayormente en las zonas rurales del territorio estatal, ya sea como complemento o en comidas tradicionales, pero forma parte de la gran riqueza alimenticia de los tlaxcaltecas.

Muchas familias de los pueblos los guisan al mojo de ajo y otros, cuando pueden, lo complementan con carne de puerco acompañado de salsa de guajillo y consumiendo pulque al natural. Es un manjar.

De acuerdo con doña Cristina Zarate, de 56 años de edad y originaria del municipio de Totolac, cada mañana acompaña a su marido a las actividades del campo y aprovecha para juntar las plantas, que posteriormente lava en su casa, las hierve con ajo o, incluso, las come como “navegantes”.

Puntualizó que le gusta mucho el campo, toda vez que le ofrece bondades alimenticias, como los quintoniles, las flores de calabaza, las calabacitas tiernas, los huitlacoches, frijoles tiernos y secos, el elote tierno para preparar esquites y chileatole.

Aseguró que el campo es “bondadoso” para quien lo trabaja, ya que les provee del grano básico como el maíz para la tortilla y los frijoles para comerlos enteros, machacados o en tlaltlapas, que en los restaurantes llaman la tradicional sopa tlaxcalteca que llegan a ofrecer hasta 100 pesos el platillo.

Aunque a muchas personas no les gusta los quintoniles, para nosotros son un alimento codiciado, que solo se disfruta por temporada ya que a lo largo del año, solo podemos comprar quelites o huazontles en el mercado, pero las hierbitas del campo son más ricas, aseveró.

Por último, dijo que aunque los identifica muy bien, le ha enseñado a las nuevas generaciones a recolectarlos, pues lo característico es su raíz color rosada, y sus hojas pardas los hace más tiernos y productivos.

EL DATO:

La palabra quintonil se deriva del náhuatl quilitl (verdura) y tonilli (cosa calentada por el sol).

No dejes de leer

Local

Tlaxcala reportó dos defunciones y 390 casos positivode de Covid-19

Se exhorta a la población a continuar con las medidas sanitarias

Local

Trabajarán en ley para protección a periodistas

“Tendremos que aprender a ser tolerantes a la crítica y a la verdad que muchos no vemos”, sostuvo Rubén Terán Águila

Local

Plantean que se fomente higiene bucal en escuelas

Con la intención de prevenir enfermedades prevenibles a través del cuidado adecuado

Local

Reconoce el Congreso a Desiderio H. Xochitiotzin

Papelería oficial de 2022 contará con una leyenda en honor al artista

Local

Certificado de vacunación, necesario para trámites en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes del Estado

Es un documento que fácilmente se puede descargar desde cualquier dispositivo móvil

Local

Insisten en incremento al pasaje en Tlaxcala

Transportistas argumentan que ha habido un aumento en el costo del litro de la gasolina y el gas

Local

Sigue sin ser respetado el aforo en transporte público

Y algunas personas irresponsables no usan cubrebocas