/ jueves 28 de marzo de 2024

Altar de Dolores, una conmovedora tradición mestiza de Semana Santa; es símbolo de luto

Este altar está dedicado a la Virgen María y su padecer durante la Pasión de Cristo

Su origen es europeo, pero los elementos que ha integrado con el paso del tiempo la convierten en una ferviente tradición de los pueblos mexicanos. Se trata del Altar de Dolores, una ofrenda que recuerda el sufrimiento de la Virgen María ante la pasión y muerte de Cristo.

Lee más:➡️Memoria de Papel | Indeleble fe en Semana Santa de Chiautempan

Colocado una semana antes del Viernes Santo, este altar busca conservar y difundir la devoción a la Virgen, que se instauró como un propósito de la Orden de los Siervos de María y se hizo costumbre en el siglo XIII italiano, de acuerdo con el Instituto Nacional de Antropología e Historia.

➡️Síguenos en nuestro canal de WhatsApp y recibe las noticias más relevantes de Tlaxcala, México y el Mundo

Aunque fue en este país donde se instituyó la advocación de la Virgen Dolorosa, es en España del siglo XVI donde se tienen registro de los primeros altares estructurados, los cuales llegaron hace cinco siglos a nuestro territorio, de la mano de los primeros frailes franciscanos.

Con el tiempo, la intención de crear el Altar de Dolores se extendió por todo el mundo católico, adaptándose a las diversas tradiciones y expresiones culturales. Hoy en día, se considera un símbolo prominente de la espiritualidad mariana y un recordatorio conmovedor del papel único de María en los pasajes bíblicos.

Te recomendamos:➡️“No soy Yisus, soy Octavio”; joven que se volvió viral en 2019 rompe el silencio

Aunque lo común es encontrar este tipo de altares en las casas particulares, también suelen verse en negocios, ermitas comunitarias y dentro de las iglesias, donde les hacen un espacio en una lateral, sin ocupar nunca el altar principal.

SINGULARIDAD DEL ALTAR

El Altar de Dolores permanece una semana después de la muerte de Jesús, a modo de consuelo para su madre. En ese sentido, muchos de sus elementos están destinados a despertar la empatía de los fieles y asimilar el luto como propio.

Sigue leyendo:➡️Arranca operativo “Semana Santa Segura 2022”

Al centro del altar deslumbra la imagen de esta advocación mariana, a la que también se le conoce como Virgen de los Dolores, Virgen de la Piedad, Virgen de la Soledad, o Virgen de las Angustias, la cual se rodea de flores en tonos morados y blancos, colores que representan el dolor ante la muerte.

Para complementar los pétalos, también suelen integrarse macetas de trigo germinado, pues la Iglesia considera a los cereales en crecimiento como emblemas de la vida nueva que Jesús entrega con su muerte y resurrección. Particularmente, el trigo alude a la hostia, en donde Cristo se hace presente.

Entérate:➡️Arranca operativo “Semana Santa Segura 2022”

En ese mismo sentido, el vino está incorporado a través de un jarrón lleno de uvas frescas, alegoría universal de su sangre derramada para alimentar y redimir a sus seguidores.

La costumbre mexicana se involucra con un elemento peculiar e indispensable, las aguas de sabores. Éstas se concentran en recipientes transparentes que permiten ver sus colores y despiertan diferentes sensaciones a quienes se acercan para rezar.

No dejes de leer:➡️Coordinan en Tlaxcala acciones de salud para Semana Santa

Por lo regular, es agua de horchata, en memoria de la pureza de la Virgen María; agua de limón, que encarna la esperanza en la resurrección; agua de mandarina, que refiere al atardecer durante la crucifixión; y agua de fresa, como alusión a la sangre de Jesús para redimir a la humanidad. Sin embargo, los sabores varían ante pueblos y costumbres.

En el caso de Tlaxcala, la Cofradía de Nuestra Señora de los Dolores en Huamantla dedica este altar anualmente con tapetes de aserrín como distintivo. Semillas y pétalos también componen figuras para alabar la efigie. Adicionalmente, son considerados clavos, martillo, corona de espinas, una representación de un gallo, esponja, pilar de los azotes, el INRI, caña, dados, la lanza y la cruz sin Jesús, que se colocan a los pies del altar, así como estampas de los siete dolores o tormentos de la Virgen.

Su origen es europeo, pero los elementos que ha integrado con el paso del tiempo la convierten en una ferviente tradición de los pueblos mexicanos. Se trata del Altar de Dolores, una ofrenda que recuerda el sufrimiento de la Virgen María ante la pasión y muerte de Cristo.

Lee más:➡️Memoria de Papel | Indeleble fe en Semana Santa de Chiautempan

Colocado una semana antes del Viernes Santo, este altar busca conservar y difundir la devoción a la Virgen, que se instauró como un propósito de la Orden de los Siervos de María y se hizo costumbre en el siglo XIII italiano, de acuerdo con el Instituto Nacional de Antropología e Historia.

➡️Síguenos en nuestro canal de WhatsApp y recibe las noticias más relevantes de Tlaxcala, México y el Mundo

Aunque fue en este país donde se instituyó la advocación de la Virgen Dolorosa, es en España del siglo XVI donde se tienen registro de los primeros altares estructurados, los cuales llegaron hace cinco siglos a nuestro territorio, de la mano de los primeros frailes franciscanos.

Con el tiempo, la intención de crear el Altar de Dolores se extendió por todo el mundo católico, adaptándose a las diversas tradiciones y expresiones culturales. Hoy en día, se considera un símbolo prominente de la espiritualidad mariana y un recordatorio conmovedor del papel único de María en los pasajes bíblicos.

Te recomendamos:➡️“No soy Yisus, soy Octavio”; joven que se volvió viral en 2019 rompe el silencio

Aunque lo común es encontrar este tipo de altares en las casas particulares, también suelen verse en negocios, ermitas comunitarias y dentro de las iglesias, donde les hacen un espacio en una lateral, sin ocupar nunca el altar principal.

SINGULARIDAD DEL ALTAR

El Altar de Dolores permanece una semana después de la muerte de Jesús, a modo de consuelo para su madre. En ese sentido, muchos de sus elementos están destinados a despertar la empatía de los fieles y asimilar el luto como propio.

Sigue leyendo:➡️Arranca operativo “Semana Santa Segura 2022”

Al centro del altar deslumbra la imagen de esta advocación mariana, a la que también se le conoce como Virgen de los Dolores, Virgen de la Piedad, Virgen de la Soledad, o Virgen de las Angustias, la cual se rodea de flores en tonos morados y blancos, colores que representan el dolor ante la muerte.

Para complementar los pétalos, también suelen integrarse macetas de trigo germinado, pues la Iglesia considera a los cereales en crecimiento como emblemas de la vida nueva que Jesús entrega con su muerte y resurrección. Particularmente, el trigo alude a la hostia, en donde Cristo se hace presente.

Entérate:➡️Arranca operativo “Semana Santa Segura 2022”

En ese mismo sentido, el vino está incorporado a través de un jarrón lleno de uvas frescas, alegoría universal de su sangre derramada para alimentar y redimir a sus seguidores.

La costumbre mexicana se involucra con un elemento peculiar e indispensable, las aguas de sabores. Éstas se concentran en recipientes transparentes que permiten ver sus colores y despiertan diferentes sensaciones a quienes se acercan para rezar.

No dejes de leer:➡️Coordinan en Tlaxcala acciones de salud para Semana Santa

Por lo regular, es agua de horchata, en memoria de la pureza de la Virgen María; agua de limón, que encarna la esperanza en la resurrección; agua de mandarina, que refiere al atardecer durante la crucifixión; y agua de fresa, como alusión a la sangre de Jesús para redimir a la humanidad. Sin embargo, los sabores varían ante pueblos y costumbres.

En el caso de Tlaxcala, la Cofradía de Nuestra Señora de los Dolores en Huamantla dedica este altar anualmente con tapetes de aserrín como distintivo. Semillas y pétalos también componen figuras para alabar la efigie. Adicionalmente, son considerados clavos, martillo, corona de espinas, una representación de un gallo, esponja, pilar de los azotes, el INRI, caña, dados, la lanza y la cruz sin Jesús, que se colocan a los pies del altar, así como estampas de los siete dolores o tormentos de la Virgen.

Doble Vía

Comer con sentido: ¿qué es y por qué se considera una revolución en la relación con la comida?

Expertos en nutrición sugieren seguir estos consejos para mejorar el estilo de vida

Policiaca

Mujeres son violentadas por sus parejas sentimentales, en Acuamanala y Zacatelco

Las dos tuvieron que ser trasladadas a un hospital, luego de sufrir golpes en la cabeza

Policiaca

Roban con violencia la camioneta del alcalde de Chiautempan; fue recuperada horas después

La hurtaron en Texcacoac y fue recuperada en San Sebastián Atlahapa, municipio de Tlaxcala