/ domingo 3 de mayo de 2020

Jugar, fundamental para niñas y niños

Ante la emergencia sanitaria por el Covid-19, los infantes pueden padecer estrés, afirma María Teresa Monjarás experta de la UNAM

Para afrontar el estrés que niñas y niños de tres a seis años padecen debido a la pandemia de Covid-19, es fundamental el juego y la validación de sus emociones, aseveró María Teresa Monjarás Rodríguez, académica de la Facultad de Psicología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

En un documento publicado en la Gaceta Universitaria de la institución, explicó que los pequeños en edad preescolar sí perciben esta situación de amenaza sanitaria, lo que representa un estrés no normativo o cotidiano, pero han implementado un afrontamiento de tipo emocional y evitativo, “y no asumirlo directamente se asocia a niveles de ansiedad altos es esta población, de por sí vulnerable”.

De igual forma, el estudio señala que en una exploración que hizo con madres de familia, la mayoría indicó que perciben cambios de conducta en los infantes a partir de la contingencia sanitaria como son apatía, llanto, berrinche, intolerancia, aburrimiento o sobrealegría.

Asimismo, el texto aduce a que al cumplir la mayoría de edad, muchos de los que ahora son niños de tres a seis años recordarán este resguardo de diferente manera, y eso dependerá de lo que sus padres modelen en ellos, de ahí que es imperante enseñarles cómo enfrentar esta situación y otros problemas subsecuentes.

Por otro lado, recomienda a los padres conservar la calma y ser tolerantes, escuchar a los pequeños, limitar el acceso a la televisión, teléfonos celulares y pantallas, así como crear rutinas de actividad física y jugar con ellos, pues a través del juego pueden manejar mejor sus emociones, lo que disminuirá el estrés en ellos.

“Una de las estrategias es que a través del juego hablen del virus. Son niños muy pequeños, pueden ilustrar la situación con plastilina o con dibujos; se les debe guiar y preguntarles qué le dirían al virus, qué les enoja de esta situación y cómo podrían combatirla”, cita el artículo.

También, añade, es importante no forzarlos, respetar sus emociones, pero validarlas, pues si están berrinchudos o enojados, deben decírselos para que identifiquen qué está pasando; mostrarles disponibilidad y otorgarles la seguridad de que esta situación pasará y mientras los acompañarán.

TE RECOMENDAMOS


Para afrontar el estrés que niñas y niños de tres a seis años padecen debido a la pandemia de Covid-19, es fundamental el juego y la validación de sus emociones, aseveró María Teresa Monjarás Rodríguez, académica de la Facultad de Psicología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

En un documento publicado en la Gaceta Universitaria de la institución, explicó que los pequeños en edad preescolar sí perciben esta situación de amenaza sanitaria, lo que representa un estrés no normativo o cotidiano, pero han implementado un afrontamiento de tipo emocional y evitativo, “y no asumirlo directamente se asocia a niveles de ansiedad altos es esta población, de por sí vulnerable”.

De igual forma, el estudio señala que en una exploración que hizo con madres de familia, la mayoría indicó que perciben cambios de conducta en los infantes a partir de la contingencia sanitaria como son apatía, llanto, berrinche, intolerancia, aburrimiento o sobrealegría.

Asimismo, el texto aduce a que al cumplir la mayoría de edad, muchos de los que ahora son niños de tres a seis años recordarán este resguardo de diferente manera, y eso dependerá de lo que sus padres modelen en ellos, de ahí que es imperante enseñarles cómo enfrentar esta situación y otros problemas subsecuentes.

Por otro lado, recomienda a los padres conservar la calma y ser tolerantes, escuchar a los pequeños, limitar el acceso a la televisión, teléfonos celulares y pantallas, así como crear rutinas de actividad física y jugar con ellos, pues a través del juego pueden manejar mejor sus emociones, lo que disminuirá el estrés en ellos.

“Una de las estrategias es que a través del juego hablen del virus. Son niños muy pequeños, pueden ilustrar la situación con plastilina o con dibujos; se les debe guiar y preguntarles qué le dirían al virus, qué les enoja de esta situación y cómo podrían combatirla”, cita el artículo.

También, añade, es importante no forzarlos, respetar sus emociones, pero validarlas, pues si están berrinchudos o enojados, deben decírselos para que identifiquen qué está pasando; mostrarles disponibilidad y otorgarles la seguridad de que esta situación pasará y mientras los acompañarán.

TE RECOMENDAMOS


Local

Conmemora Sesa el Día Mundial de la Planificación Familiar

Con la finalidad de sensibilizar a la población sobre los beneficios del uso de métodos anticonceptivos.

Local

Supervisa Fernando Bernal instalaciones en Ciudad Judicial

Constató que trabajadores y justiciables cumplan con las medidas de sanidad

Aderezo

[Video] El mejor atole de México se prepara en Ixtenco

Se trata del atole agrio o morado, una bebida ceremonial de la comunidad otomí

Local

Conmemora Sesa el Día Mundial de la Planificación Familiar

Con la finalidad de sensibilizar a la población sobre los beneficios del uso de métodos anticonceptivos.

Tecnología

Ciberdelitos sexuales, ¿cómo son detectados por la policía cibernética?

Existe un algoritmo que detecta ciertas partes del cuerpo, las cuales ‘oculta’ a fin de evitar su reproducción

Cultura

Mapa de Nuremberg, el más antiguo de la ciudad de México

Este documento antiguo fue realizado en el año de 1524 y es considerado una obra de arte

Local

Supervisa Fernando Bernal instalaciones en Ciudad Judicial

Constató que trabajadores y justiciables cumplan con las medidas de sanidad

Doble Vía

Te mostramos cinco animales africanos que seguro no conocías

¿Has escuchado hablar de Dikdik, el antílope más pequeño que existe?

Finanzas

Productores piden aumento en precio de la leche Liconsa

El alza solicitada es por el encarecimiento en alimentos para vacas, afectados por las disrupciones en la cadena de suministro por la crisis sanitaria y las sequías