/ domingo 17 de julio de 2022

Templo Metodista de Apizaco “El Buen Pastor”, reflejo de lucha y fe

Se trata de una de las edificaciones más representativas del Estado

Apizaco es una localidad de tradición ferrocarrilera, incluso a comparación de otras es joven, pues se ha comentado que la fecha en que se constituyó como población es el año 1866. Una de las cosas que sobresalen, en cuestión de inmuebles, es la basílica, la cual recuerda a las catedrales de otros países.

Pero eso no es todo, pues unas cuadras más allá, justamente en la avenida Cuauhtémoc, hay un verdadero monumento que muestra un gran contraste con las demás edificaciones. Ante la calle y los transeúntes se levanta el templo metodista “El Buen Pastor”, con legado gótico. El diseño del lugar corrió por cuenta de Florentino Montiel y las características de la construcción responden a una alta influencia inglesa, aunque la primera creación era una capilla sencilla que nace entre 1879 y 1880, constituyéndose como el primer templo protestante en Tlaxcala.

Te recomendamos:➡️Ahora México tiene un “cachito” de Apizaco: Julio César Hernández

Un punto clave para la incursión del metodismo, por la vía legal en Apizaco, fue Isaac Cervantes, pues gracias a su relación con el gobernador del Estado de Tlaxcala, don Miguel Lira y Ortega, abogó ante éste para que se pudiera construir el primer templo no católico en el Estado garantizando la libertad de culto y la seguridad de los mexicanos y extranjeros metodistas involucrados, señaló Antonio de Jesús Arellano Ordóñez, historiador de Apizaco.

Las Leyes de Reforma, decretadas por Benito Juárez, favorecieron que en 1872 llegara la labor metodista a gran parte de México, aunque ya había antecedentes de la misma. Apizaco es testigo de esto, pues la iglesia metodista de dicha población es de las primeras en constituirse a nivel nacional, a pocos años de diferencia de que en la Ciudad de México inicie la catedral del Metodismo, es decir, la iglesia “La Santísima Trinidad” en 1873.

Lee también:➡️Espectacular "Ruta de las Ganaderías" en Apizaco

Volviendo al templo del lugar rielero, su fachada logra captar la atención de los visitantes, pues la mayoría de ellos reconocerá que es bella o se trata de un ejemplo excepcional. A semejanza de los edificios neogóticos europeos, el templo no carece de un claristorio (vidrieras) y debajo del mismo se encuentran triforios elegantes que permiten el paso de la luz. El rosetón, parecido a una flor, es de tamaño medio, mientras sobresale una torre que igualmente sirve como advertencia al olvido, recordándole que, pese al paso de los años, el lugar no podrá ser borrado de la Historia. Los pináculos de la iglesia sustituyen a las gárgolas y los primeros confieren mayor elegancia al complejo.

Su fachada y su construcción no sólo es histórica, sino clásica. Por ejemplo las de Yucatán (lugar de donde soy) se formaron en los años 80s y son más contemporáneas; digámoslo así, no tienen el cuidado de exponer como tal que son santuarios, a diferencia de las iglesias que se formaron en los siglos XIX y XX, las cuales poseen características particulares como mostrar que se rinde culto a Dios, en contraste a los lugares donde se realizan simples reuniones apuntó el pastor del templo, Paulino Tun Tun.

Foto: César Rodríguez | El Sol de Tlaxcala

Continúa leyendo:➡️¿Sabías que antes Apizaco se llamaba Barrón-Escandón? Conoce más

Héctor García Escorza, a través del capítulo “Los templos en la prédica metodista”, del libro “Viviendo la fe. Metodistas en México”, señala lo siguiente respecto a la arquitectura de los templos metodistas, características visibles en el edificio de Apizaco: En todo caso la imagen paisajística es contrastada por las nuevas cualidades arquitectónicas: en lugar de bóvedas de mampostería, se observan cubiertas metálicas a dos aguas; en lugar de torres campanario barrocas o clásicas, torreones neorrománicos; en lugar de muros macizos con pequeños vanos, grandes vanos con arcos apuntados; en lugar de fachadas con portadas ornamentadas en referencia al patrono u orden religiosa, fachadas limpias, si acaso con detalles alusivos al estilo arquitectónico utilizado.

Las puertas principales del santuario están custodiadas por arcos apuntados y al entrar, la paz y el silencio se convierten en emperadores del lugar, al igual que el olor a madera y a edificio antiguo. Los vitrales sencillos (los cercanos al púlpito retratan una Biblia), ayudan a que la luz pase, formando una fiesta de colores. Del techo, así como de las paredes pulcras, candiles de estilo art noveau se sostienen y anticipando ser vistos, abren su cristalería en forma de flor permitiendo la salida de los focos. El púlpito al igual que las bancas, están construidos en madera, mientras que en lo alto del primero hay un libro abierto que resplandece sin necesitar oro. En las paredes se muestran inscripciones semejantes a epitafios, donde personas de ascendencia inglesa y mexicana conviven indiscriminadamente, quienes lucharon por la causa protestante.

No te pierdas:➡️Celebrará Apizaco su 156 aniversario con Raúl Di Blasio

Entre todos los nombres, el más conocido es Epigmenio Monroy, oriundo de Real del Monte, pastor de la congregación de Apizaco y el protomártir metodista en México, pues fue asesinado por un grupo de católicos en las cercanías de dicha población el 9 de abril de 1881. El asesinato de Monroy atestigua con claridad la lucha que sostuvieron los metodistas por mantenerse firmes a su fe, ya que sufrían persecuciones por no acatar las enseñanzas católicas; aunque este es apenas un caso.

Mientras, un reloj pequeño hace que los visitantes recobren el sentido, emergiendo a la realidad después de haber navegado en el mar de la nostalgia al leer el nombre de aquella víctima recordada con cariño.

Te puede interesar:➡️Celebran con sorteo, historia de Apizaco

Al contemplar todo esto, cuesta creer que el terreno donde actualmente se ubica el templo no estaba planeado para ello, de hecho era propiedad privada.

El uso que tenía el lugar donde actualmente se encuentra la Iglesia metodista era de tipo doméstico, pues era la casa del señor Pablo González, jefe de los talleres del Ferrocarril Mexicano, Estación Apizaco, ubicada en el lote 16 de la cuadra C de la Ciudad de Apizaco, según el trazo del proyecto de Emilio Pardo, David Fergusson y Antonio P. Castilla, comentó Antonio de Jesús Arellano.

A pesar de la insistencia por combatir a los protestantes y al surgimiento de movimientos como la “Guerra Cristera”, la congregación metodista no sólo logró sobrevivir, sino que victoriosamente el 15 de enero de 1934 se concluía la construcción del templo, para que el 22 de agosto del mismo año fuera consagrado. Sorpresivamente, contra las predicciones y el desprecio que sufrían, los metodistas crecían en la zona y en todo Tlaxcala, incluso ‘El Buen Pastor’ es catalogado como el edificio religioso con más antigüedad en Apizaco.

Te puede interesar:➡️Con charlas y un libro preparan el centenario de Apizaco

Una cosa es innegable y esta es el legado que dejó este lugar, pues así lo indica el pastor Paulino Tun Tun: La importancia del templo considero que es mucha en la cuestión histórica. Por ejemplo aquí en Apizaco, que tiene más de 100 años, va permeado de muchas etapas en cuanto a su formación, a comparación de otros templos, que son más recientes y el evangelio, digámoslo así, ha evolucionado en este lugar respondiendo a la etapa contemporánea o moderna, es decir, aunque es antiguo va actualizándose en temas como organización y trato de parte de los congregantes.

La iglesia metodista también tiene trascendencia en lo social, pues no solo favorece al enriquecimiento sociocultural, sino que en su momento la congregación abrió dos escuelas para cada sexo y cumplieron su misión, la cual fue educar a niñas y niños con buenas herramientas. Lo anterior dio frutos, pues algunos ex alumnos han logrado estar en cargos importantes.

Entérate:➡️Apizaco, referente turístico

Aunque el templo tiene una fuerte importancia en cuestiones espirituales, su sola presencia inunda a Apizaco de magia indescriptible por las características físicas y por su trascendencia histórica, a tal grado que pareciera que un ángel guardián custodia al lugar brindándole una fuente de luz que invita a volver y a respirar aquel aire misterioso.

PUERTAS PRINCIPALES

Te recomendamos:➡️“Uhh, la la… chulada” Inauguran gimnasio multifuncional en Apizaco

  • Están custodiadas por arcos apuntados y al entrar, la paz y el silencio se convierten en emperadores del lugar, al igual que el olor a madera y a edificio antiguo.

APIZACO

  • La iglesia metodista de dicha población es de las primeras en constituirse a nivel nacional, a pocos años de diferencia de que en la Ciudad de México inicie la catedral del Metodismo, es decir, la iglesia “La Santísima Trinidad” en 1873.

LEE MÁS: ⬇️

Apizaco es una localidad de tradición ferrocarrilera, incluso a comparación de otras es joven, pues se ha comentado que la fecha en que se constituyó como población es el año 1866. Una de las cosas que sobresalen, en cuestión de inmuebles, es la basílica, la cual recuerda a las catedrales de otros países.

Pero eso no es todo, pues unas cuadras más allá, justamente en la avenida Cuauhtémoc, hay un verdadero monumento que muestra un gran contraste con las demás edificaciones. Ante la calle y los transeúntes se levanta el templo metodista “El Buen Pastor”, con legado gótico. El diseño del lugar corrió por cuenta de Florentino Montiel y las características de la construcción responden a una alta influencia inglesa, aunque la primera creación era una capilla sencilla que nace entre 1879 y 1880, constituyéndose como el primer templo protestante en Tlaxcala.

Te recomendamos:➡️Ahora México tiene un “cachito” de Apizaco: Julio César Hernández

Un punto clave para la incursión del metodismo, por la vía legal en Apizaco, fue Isaac Cervantes, pues gracias a su relación con el gobernador del Estado de Tlaxcala, don Miguel Lira y Ortega, abogó ante éste para que se pudiera construir el primer templo no católico en el Estado garantizando la libertad de culto y la seguridad de los mexicanos y extranjeros metodistas involucrados, señaló Antonio de Jesús Arellano Ordóñez, historiador de Apizaco.

Las Leyes de Reforma, decretadas por Benito Juárez, favorecieron que en 1872 llegara la labor metodista a gran parte de México, aunque ya había antecedentes de la misma. Apizaco es testigo de esto, pues la iglesia metodista de dicha población es de las primeras en constituirse a nivel nacional, a pocos años de diferencia de que en la Ciudad de México inicie la catedral del Metodismo, es decir, la iglesia “La Santísima Trinidad” en 1873.

Lee también:➡️Espectacular "Ruta de las Ganaderías" en Apizaco

Volviendo al templo del lugar rielero, su fachada logra captar la atención de los visitantes, pues la mayoría de ellos reconocerá que es bella o se trata de un ejemplo excepcional. A semejanza de los edificios neogóticos europeos, el templo no carece de un claristorio (vidrieras) y debajo del mismo se encuentran triforios elegantes que permiten el paso de la luz. El rosetón, parecido a una flor, es de tamaño medio, mientras sobresale una torre que igualmente sirve como advertencia al olvido, recordándole que, pese al paso de los años, el lugar no podrá ser borrado de la Historia. Los pináculos de la iglesia sustituyen a las gárgolas y los primeros confieren mayor elegancia al complejo.

Su fachada y su construcción no sólo es histórica, sino clásica. Por ejemplo las de Yucatán (lugar de donde soy) se formaron en los años 80s y son más contemporáneas; digámoslo así, no tienen el cuidado de exponer como tal que son santuarios, a diferencia de las iglesias que se formaron en los siglos XIX y XX, las cuales poseen características particulares como mostrar que se rinde culto a Dios, en contraste a los lugares donde se realizan simples reuniones apuntó el pastor del templo, Paulino Tun Tun.

Foto: César Rodríguez | El Sol de Tlaxcala

Continúa leyendo:➡️¿Sabías que antes Apizaco se llamaba Barrón-Escandón? Conoce más

Héctor García Escorza, a través del capítulo “Los templos en la prédica metodista”, del libro “Viviendo la fe. Metodistas en México”, señala lo siguiente respecto a la arquitectura de los templos metodistas, características visibles en el edificio de Apizaco: En todo caso la imagen paisajística es contrastada por las nuevas cualidades arquitectónicas: en lugar de bóvedas de mampostería, se observan cubiertas metálicas a dos aguas; en lugar de torres campanario barrocas o clásicas, torreones neorrománicos; en lugar de muros macizos con pequeños vanos, grandes vanos con arcos apuntados; en lugar de fachadas con portadas ornamentadas en referencia al patrono u orden religiosa, fachadas limpias, si acaso con detalles alusivos al estilo arquitectónico utilizado.

Las puertas principales del santuario están custodiadas por arcos apuntados y al entrar, la paz y el silencio se convierten en emperadores del lugar, al igual que el olor a madera y a edificio antiguo. Los vitrales sencillos (los cercanos al púlpito retratan una Biblia), ayudan a que la luz pase, formando una fiesta de colores. Del techo, así como de las paredes pulcras, candiles de estilo art noveau se sostienen y anticipando ser vistos, abren su cristalería en forma de flor permitiendo la salida de los focos. El púlpito al igual que las bancas, están construidos en madera, mientras que en lo alto del primero hay un libro abierto que resplandece sin necesitar oro. En las paredes se muestran inscripciones semejantes a epitafios, donde personas de ascendencia inglesa y mexicana conviven indiscriminadamente, quienes lucharon por la causa protestante.

No te pierdas:➡️Celebrará Apizaco su 156 aniversario con Raúl Di Blasio

Entre todos los nombres, el más conocido es Epigmenio Monroy, oriundo de Real del Monte, pastor de la congregación de Apizaco y el protomártir metodista en México, pues fue asesinado por un grupo de católicos en las cercanías de dicha población el 9 de abril de 1881. El asesinato de Monroy atestigua con claridad la lucha que sostuvieron los metodistas por mantenerse firmes a su fe, ya que sufrían persecuciones por no acatar las enseñanzas católicas; aunque este es apenas un caso.

Mientras, un reloj pequeño hace que los visitantes recobren el sentido, emergiendo a la realidad después de haber navegado en el mar de la nostalgia al leer el nombre de aquella víctima recordada con cariño.

Te puede interesar:➡️Celebran con sorteo, historia de Apizaco

Al contemplar todo esto, cuesta creer que el terreno donde actualmente se ubica el templo no estaba planeado para ello, de hecho era propiedad privada.

El uso que tenía el lugar donde actualmente se encuentra la Iglesia metodista era de tipo doméstico, pues era la casa del señor Pablo González, jefe de los talleres del Ferrocarril Mexicano, Estación Apizaco, ubicada en el lote 16 de la cuadra C de la Ciudad de Apizaco, según el trazo del proyecto de Emilio Pardo, David Fergusson y Antonio P. Castilla, comentó Antonio de Jesús Arellano.

A pesar de la insistencia por combatir a los protestantes y al surgimiento de movimientos como la “Guerra Cristera”, la congregación metodista no sólo logró sobrevivir, sino que victoriosamente el 15 de enero de 1934 se concluía la construcción del templo, para que el 22 de agosto del mismo año fuera consagrado. Sorpresivamente, contra las predicciones y el desprecio que sufrían, los metodistas crecían en la zona y en todo Tlaxcala, incluso ‘El Buen Pastor’ es catalogado como el edificio religioso con más antigüedad en Apizaco.

Te puede interesar:➡️Con charlas y un libro preparan el centenario de Apizaco

Una cosa es innegable y esta es el legado que dejó este lugar, pues así lo indica el pastor Paulino Tun Tun: La importancia del templo considero que es mucha en la cuestión histórica. Por ejemplo aquí en Apizaco, que tiene más de 100 años, va permeado de muchas etapas en cuanto a su formación, a comparación de otros templos, que son más recientes y el evangelio, digámoslo así, ha evolucionado en este lugar respondiendo a la etapa contemporánea o moderna, es decir, aunque es antiguo va actualizándose en temas como organización y trato de parte de los congregantes.

La iglesia metodista también tiene trascendencia en lo social, pues no solo favorece al enriquecimiento sociocultural, sino que en su momento la congregación abrió dos escuelas para cada sexo y cumplieron su misión, la cual fue educar a niñas y niños con buenas herramientas. Lo anterior dio frutos, pues algunos ex alumnos han logrado estar en cargos importantes.

Entérate:➡️Apizaco, referente turístico

Aunque el templo tiene una fuerte importancia en cuestiones espirituales, su sola presencia inunda a Apizaco de magia indescriptible por las características físicas y por su trascendencia histórica, a tal grado que pareciera que un ángel guardián custodia al lugar brindándole una fuente de luz que invita a volver y a respirar aquel aire misterioso.

PUERTAS PRINCIPALES

Te recomendamos:➡️“Uhh, la la… chulada” Inauguran gimnasio multifuncional en Apizaco

  • Están custodiadas por arcos apuntados y al entrar, la paz y el silencio se convierten en emperadores del lugar, al igual que el olor a madera y a edificio antiguo.

APIZACO

  • La iglesia metodista de dicha población es de las primeras en constituirse a nivel nacional, a pocos años de diferencia de que en la Ciudad de México inicie la catedral del Metodismo, es decir, la iglesia “La Santísima Trinidad” en 1873.

LEE MÁS: ⬇️

Deportes

¡Vamos México! Virgen y Galindo son finalistas, en el preolímpico de voleibol de playa Tlaxcala 2024

Vencieron en semifinales en dos sets a la dupla salvadoreña de los hermanos Guardado

Local

Refrenda Ray Vázquez Conchas que será un legislador responsable; agradece con un desayuno a las personas del Distrito 2

En la Cámara de Diputados dará resultados concretos, compromete Vázquez Conchas al agradecer el respaldo de la gente

Local

Por destacar en ciencia y tecnología, reconoce Olimpiada Latinoamericana a 8 escuelas y a 12 profesores

Kevin Xelhuantzi expuso que en la Olimpiada Latinoamericana de Ciencia y Tecnología trabajan en todos los niveles educativos, desde primaria hasta nivel superior

Local

Está pendiente la terna para elegir a titular de la FGJE, revela secretario de Gobierno; entraría en funciones el primero de agosto

El Poder Ejecutivo estatal ya trabaja en el proceso de transición para que la institución inicie operaciones a partir del primero de agosto

Deportes

México es semifinalista del preolímpico de voleibol de playa

La dupla Atenas Gutiérrez y Susana Torres venció a las “ticas” Kianny Quesada y Ximena Núñez, en dos sets