/ martes 16 de agosto de 2022

[Video] El Sol de Tlaxcala dio nombre a “La Noche que Nadie Duerme”

La procesión en honor a la Virgen de la Caridad inició en 1941, pero fue en 1968 cuando El Diario de los Tlaxcaltecas nombró así a la tradición con una crónica en sus páginas


"La noche del 14 de agosto nadie duerme en Huamantla”, describió Alfonso Neri Castaneira en 1968 a la muestra de fe en honor a la Virgen de la Caridad.

La crónica del entonces director de El Sol de Tlaxcala fue bien recibida por los huamantlecos que, a partir del año siguiente y hasta nuestros días, adoptaron esa expresión reconocida a nivel nacional e internacional.

Entérate:➡️Nostalgia, técnica y devoción: legado del alfombrista huamantleco

La noche en que nadie duerme… una ofrenda espiritual que es alarde único de artesanía, es el título que se lee en las páginas de aquella época celosamente guardadas en el archivo histórico de El Diario de los Tlaxcaltecas.

A propósito de la edición 2022 de la Feria Internacional del Arte Efímero y la Dalia de Huamantla, en la que se obtuvo el récord Guinness del tapete de aserrín más largo del mundo, el nombre de “La Noche en que Nadie Duerme”, o mejor conocida como “La Noche que Nadie Duerme”, es digno de ser recordado en Memoria de Papel.

Lee también:➡️¡Lo logramos! Huamantla, Tlaxcala rompe récord Guinness con tapete de aserrín más largo del mundo

LA TRADICIÓN

Datos históricos revelan que la primera procesión solemne en honor a la imagen de la Santísima Virgen María de la Asunción, bautizada en la tierra huamantleca como Virgen de la Caridad, se desarrolló en los primeros minutos del 15 de agosto de 1941.

Pero fue hasta 1943 que campesinos devotos se organizaron con sus familias para comenzar la colocación de los primeros tapetes de aserrín y flores, como una forma de agradecimiento por los favores recibidos. En ese año, únicamente dos calles vistieron el recorrido.

Continúa leyendo:➡️Este año no habrá "Noche que Nadie Duerme", en Huamantla

Con el paso de los años, la elaboración de tapetes de aserrín comenzó a cobrar relevancia en toda la entidad y a nivel nacional, por lo que en la cobertura periodística de agosto de 1968, El Sol de Tlaxcala destacó en su primera plana la fiesta religiosa que se celebra en el transcurrir nocturno del 14 al 15 de agosto.

Familias enteras de artesanos elaboran los emblemáticos tapetes de aserrín con gran profesionalismo, precisión, amor y dedicación. Foto: Archivo | El Sol de Tlaxcala


En su cobertura, Neri Castaneira describió fielmente lo que sucedía en aquel año: los hombres de Huamantla, en su mayoría campesinos, ayudados por sus esposas y sus hijos, tendieron en la noche del 14 una alfombra de aserrín y polvos de colores, con dibujos de flores, grecas, cubos y signos religiosos, en una extensión de tres kilómetros, para que sobre ella pasara en su tradicional procesión la imagen de la Virgen de la Caridad que, acompañada por el pueblo, recorre 17 grandes calles de las cero a las ocho horas del día 15.

Te recomendamos:➡️Nostalgia por cancelación de fiestas tradicionales, en Huamantla

Y continuó: “se trata de una ofrenda que espiritualmente los colma de satisfacciones, y aunque el trabajo haya sido abrumante, no esperan ni el aplauso, ni el elogio público y tan solo desean que sobre su alfombra, a veces concluida unos minutos antes, pase la procesión que borra materialmente la obra de arte popular”.


Los vecinos cubren los gastos para la confección de las alfombras, que son elevados debido a que hay calles de hasta 200 metros, además de que colocan alumbrado, instalan arcos, macetones, adornos de plástico y papel, dibujos de ángeles y terminada la obra, nadie la pisa, es tierra prohibida hasta que pasa la procesión a la que ellos se suman junto con sus familiares. La noche del 14 de agosto nadie duerme en Huamantla, narró.

No dejes de leer:➡️#CoberturaEspecial: arranca la fiesta más grande de Huamantla

Alfonso Neri Castaneira también afirmó que la procesión es única en el mundo y concluyó su artículo de la siguiente forma: “naturalmente que la noche del 14 de agosto en Huamantla, Tlax., nadie duerme. Todos participan en la fiesta y si residen en una de las calles que se alfombran, además de trabajar intensamente, estarán en franca competencia con los vecinos de las otras 16 arterias. La noche del 14 de agosto y la madrugada del 15, en Huamantla es un espectáculo humano tan emotivo como inolvidable y que hay que presenciar para sentir cómo todo un pueblo manifiesta su religiosidad en la ofrenda de su artesanía”.

PATRIMONIO CULTURAL INMATERIAL

Más información:➡️Pese a ser suspendida la Noche que Nadie Duerme, fieles visitan a la virgen de La Caridad

En agosto de 2013 y por unanimidad de votos, integrantes de la LX Legislatura local aprobaron un proyecto de Decreto para declarar la tradición de las alfombras y tapetes del municipio de Huamantla como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado de Tlaxcala.

Los diputados también acordaron declarar de interés público la salvaguarda de la tradición de las alfombras y tapetes e instruyeron al extinto Instituto Tlaxcalteca de la Cultura (actual Secretaría de Cultura) a tomar la medidas respectivas para documentar, investigar, preservar, proteger, promover, valorar y revitalizar ese patrimonio.

Te puede interesar:➡️Después de dos años de suspensión, monumental regreso del la "Noche que Nadie Duerme”

La iniciativa fue promovida por la periodista y entonces colaboradora de este Diario, Isabel Aquino Romero, además de alfombristas del municipio de Huamantla que juntaron 3 mil 662 firmas para que los legisladores aprobaran el Decreto, leído por la entonces diputada y presidenta de la Comisión de Turismo, Mildred Murbartián Aguilar.

RECIBE RECONOCIMIENTO EL SOL DE TLAXCALA

El miércoles 14 de agosto de 2013, el entonces gobernador del Estado, Mariano González Zarur, y el alcalde Carlos Ixtlapale Pérez, dieron formalidad al Decreto del Congreso del Estado por el que declaran la tradición de las alfombras y tapetes de Huamantla como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado de Tlaxcala.


No te pierdas:➡️Derrochan artesanos talento en arte efímero

En la Cancha 13 del municipio, autoridades estatales y municipales entregaron un reconocimiento a la compañía periodística El Sol de Tlaxcala, a través de su director, Máximo Hernández Cervantes, por dar nombre a la celebración religiosa “La Noche en que Nadie Duerme”, a través del artículo publicado por el entonces director, Alfonso Neri Castaneira, en agosto de 1968.

En ese homenaje, el mandatario estatal también reconoció a la extinta Carolina Hernández Castillo por su trayectoria de 50 años en la confección de los bordados en seda y oro del vestido de la Virgen de la Caridad, con lo que hace honor a la tradición artística huamantleca.

LA TRASCENDENCIA

Continúa leyendo:➡️El carro que transporta a la Virgen de la Caridad es una representación de la parroquia de la Sagrada Familia de la Ciudad de México

Por su gran belleza, los tapetes de aserrín, flores y arenas finas de colores y brillos, pasaron con el tiempo del plano religioso al artístico, consolidándose como Patrimonio Cultural.

Con su gran vocación artística, tan solo el 14 de agosto se confeccionan 70 mil metros cuadrados, en promedio.

No obstante, a lo largo del año se confeccionan tapetes y alfombras en sus más de 75 fiestas patronales en sus 39 comunidades, destacando la del 31 de diciembre en la cabecera municipal, día en el que vive la procesión del “Milagroso Cristo Señor del Convento” que supera el número de calles adornadas del 14 de agosto, mérito que en 2007 le confirió a Huamantla la denominación de Pueblo Mágico”.

Entérate:➡️[Video] Majestuosidad y colorido en La Noche que Nadie Duerme, en Huamantla

Durante décadas, los alfombristas de Huamantla han llevado su trabajo a prácticamente todo el país y su arte se ha extendido a un gran número de Centro y Sudamérica.

El bien logrado trabajo de los alfombristas huamantlecos es reconocido internacionalmente en diferentes festivales y muestras culturales, embajadas y las más importantes catedrales del mundo.

RÉCORD GUINNESS

Te recomendamos:➡️¡Aserrín para todos! En Huamantla regalan un pedacito del tapete más largo del mundo

En la actualidad, el municipio de Huamantla ya es considerado “capital del alfombrismo en México”.

Su trabajo ha sido presentado en países como Guatemala, Estados Unidos de América, Canadá, Suiza, España, Francia, Italia, Japón, Taiwán y la Ciudad del Vaticano.

En México, el alfombrismo es una manifestación social y cultural que se traduce en saberes, simbolismos y técnicas que han evolucionado. El resultado es la recopilación de la memoria oral e histórica de cada comunidad.

Lee también:➡️Nostálgica Noche que Nadie Duerme en Huamantla

RETOMAN CELEBRACIÓN TRAS PANDEMIA

Aunque la alerta de pandemia por Covid-19 sigue vigente en México y el mundo, la celebración de “La Noche que Nadie Duerme” es retomada en este 2022 al permitirlo las condiciones de salud y que un 97 % de la población cuenta con su esquema completo de vacunación contra la enfermedad, según datos de la Delegación del Bienestar.

Julio César Salcedo Aquino, Obispo de Tlaxcala, anunció en 2020 que ese año no se celebraría la procesión religiosa en honor la Virgen de la Caridad, debido a que el coronavirus provocó decenas de contagios y decesos en los hogares y lo primordial era el cuidado de la salud.

No te pierdas:➡️¡Muy tlaxcalteca! Helado de pulque, tlaxcales, muéganos y pan de fiesta: entre los postres más solicitados en Huamantla

Las autoridades sanitarias nos reportan que estamos en un momento crítico, pues los contagios y fallecimientos han aumentado, refirió en aquel entonces.

“La imagen de Nuestra Señora no pasará por las calles de la ciudad, a través del arte efímero de alfombras multicolores, sino que a través de nuestras obras de misericordia, alfombras multicolores de caridad, visitará las casas de las familias, sobre todo de los más necesitados”, señaló.

El mismo escenario se repitió en el 2021 y aunque no hubo procesión, sí se contó con serenatas a puerta cerrada en el templo mariano.

Más información:➡️Títeres y marionetas amenizan las calles de Huamantla

PATRIMONIO CULTURAL

  • El miércoles 14 de agosto de 2013, el entonces gobernador del Estado, Mariano González Zarur, y el alcalde Carlos Ixtlapale Pérez, dieron formalidad al Decreto del Congreso del Estado por el que declaran la tradición de las alfombras y tapetes de Huamantla como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado de Tlaxcala.
  • Fue en 1943 cuando campesinos devotos se organizaron con sus familias para comenzar la colocación de los primeros tapetes de aserrín y flores, como una forma de agradecimiento a la Virgen de la Caridad por los favores recibidos.

Entérate:➡️Con tapete de aserrín, Tlaxcala hace historia, el título le pertenecía a Guatemala

LEE MÁS: ⬇️


"La noche del 14 de agosto nadie duerme en Huamantla”, describió Alfonso Neri Castaneira en 1968 a la muestra de fe en honor a la Virgen de la Caridad.

La crónica del entonces director de El Sol de Tlaxcala fue bien recibida por los huamantlecos que, a partir del año siguiente y hasta nuestros días, adoptaron esa expresión reconocida a nivel nacional e internacional.

Entérate:➡️Nostalgia, técnica y devoción: legado del alfombrista huamantleco

La noche en que nadie duerme… una ofrenda espiritual que es alarde único de artesanía, es el título que se lee en las páginas de aquella época celosamente guardadas en el archivo histórico de El Diario de los Tlaxcaltecas.

A propósito de la edición 2022 de la Feria Internacional del Arte Efímero y la Dalia de Huamantla, en la que se obtuvo el récord Guinness del tapete de aserrín más largo del mundo, el nombre de “La Noche en que Nadie Duerme”, o mejor conocida como “La Noche que Nadie Duerme”, es digno de ser recordado en Memoria de Papel.

Lee también:➡️¡Lo logramos! Huamantla, Tlaxcala rompe récord Guinness con tapete de aserrín más largo del mundo

LA TRADICIÓN

Datos históricos revelan que la primera procesión solemne en honor a la imagen de la Santísima Virgen María de la Asunción, bautizada en la tierra huamantleca como Virgen de la Caridad, se desarrolló en los primeros minutos del 15 de agosto de 1941.

Pero fue hasta 1943 que campesinos devotos se organizaron con sus familias para comenzar la colocación de los primeros tapetes de aserrín y flores, como una forma de agradecimiento por los favores recibidos. En ese año, únicamente dos calles vistieron el recorrido.

Continúa leyendo:➡️Este año no habrá "Noche que Nadie Duerme", en Huamantla

Con el paso de los años, la elaboración de tapetes de aserrín comenzó a cobrar relevancia en toda la entidad y a nivel nacional, por lo que en la cobertura periodística de agosto de 1968, El Sol de Tlaxcala destacó en su primera plana la fiesta religiosa que se celebra en el transcurrir nocturno del 14 al 15 de agosto.

Familias enteras de artesanos elaboran los emblemáticos tapetes de aserrín con gran profesionalismo, precisión, amor y dedicación. Foto: Archivo | El Sol de Tlaxcala


En su cobertura, Neri Castaneira describió fielmente lo que sucedía en aquel año: los hombres de Huamantla, en su mayoría campesinos, ayudados por sus esposas y sus hijos, tendieron en la noche del 14 una alfombra de aserrín y polvos de colores, con dibujos de flores, grecas, cubos y signos religiosos, en una extensión de tres kilómetros, para que sobre ella pasara en su tradicional procesión la imagen de la Virgen de la Caridad que, acompañada por el pueblo, recorre 17 grandes calles de las cero a las ocho horas del día 15.

Te recomendamos:➡️Nostalgia por cancelación de fiestas tradicionales, en Huamantla

Y continuó: “se trata de una ofrenda que espiritualmente los colma de satisfacciones, y aunque el trabajo haya sido abrumante, no esperan ni el aplauso, ni el elogio público y tan solo desean que sobre su alfombra, a veces concluida unos minutos antes, pase la procesión que borra materialmente la obra de arte popular”.


Los vecinos cubren los gastos para la confección de las alfombras, que son elevados debido a que hay calles de hasta 200 metros, además de que colocan alumbrado, instalan arcos, macetones, adornos de plástico y papel, dibujos de ángeles y terminada la obra, nadie la pisa, es tierra prohibida hasta que pasa la procesión a la que ellos se suman junto con sus familiares. La noche del 14 de agosto nadie duerme en Huamantla, narró.

No dejes de leer:➡️#CoberturaEspecial: arranca la fiesta más grande de Huamantla

Alfonso Neri Castaneira también afirmó que la procesión es única en el mundo y concluyó su artículo de la siguiente forma: “naturalmente que la noche del 14 de agosto en Huamantla, Tlax., nadie duerme. Todos participan en la fiesta y si residen en una de las calles que se alfombran, además de trabajar intensamente, estarán en franca competencia con los vecinos de las otras 16 arterias. La noche del 14 de agosto y la madrugada del 15, en Huamantla es un espectáculo humano tan emotivo como inolvidable y que hay que presenciar para sentir cómo todo un pueblo manifiesta su religiosidad en la ofrenda de su artesanía”.

PATRIMONIO CULTURAL INMATERIAL

Más información:➡️Pese a ser suspendida la Noche que Nadie Duerme, fieles visitan a la virgen de La Caridad

En agosto de 2013 y por unanimidad de votos, integrantes de la LX Legislatura local aprobaron un proyecto de Decreto para declarar la tradición de las alfombras y tapetes del municipio de Huamantla como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado de Tlaxcala.

Los diputados también acordaron declarar de interés público la salvaguarda de la tradición de las alfombras y tapetes e instruyeron al extinto Instituto Tlaxcalteca de la Cultura (actual Secretaría de Cultura) a tomar la medidas respectivas para documentar, investigar, preservar, proteger, promover, valorar y revitalizar ese patrimonio.

Te puede interesar:➡️Después de dos años de suspensión, monumental regreso del la "Noche que Nadie Duerme”

La iniciativa fue promovida por la periodista y entonces colaboradora de este Diario, Isabel Aquino Romero, además de alfombristas del municipio de Huamantla que juntaron 3 mil 662 firmas para que los legisladores aprobaran el Decreto, leído por la entonces diputada y presidenta de la Comisión de Turismo, Mildred Murbartián Aguilar.

RECIBE RECONOCIMIENTO EL SOL DE TLAXCALA

El miércoles 14 de agosto de 2013, el entonces gobernador del Estado, Mariano González Zarur, y el alcalde Carlos Ixtlapale Pérez, dieron formalidad al Decreto del Congreso del Estado por el que declaran la tradición de las alfombras y tapetes de Huamantla como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado de Tlaxcala.


No te pierdas:➡️Derrochan artesanos talento en arte efímero

En la Cancha 13 del municipio, autoridades estatales y municipales entregaron un reconocimiento a la compañía periodística El Sol de Tlaxcala, a través de su director, Máximo Hernández Cervantes, por dar nombre a la celebración religiosa “La Noche en que Nadie Duerme”, a través del artículo publicado por el entonces director, Alfonso Neri Castaneira, en agosto de 1968.

En ese homenaje, el mandatario estatal también reconoció a la extinta Carolina Hernández Castillo por su trayectoria de 50 años en la confección de los bordados en seda y oro del vestido de la Virgen de la Caridad, con lo que hace honor a la tradición artística huamantleca.

LA TRASCENDENCIA

Continúa leyendo:➡️El carro que transporta a la Virgen de la Caridad es una representación de la parroquia de la Sagrada Familia de la Ciudad de México

Por su gran belleza, los tapetes de aserrín, flores y arenas finas de colores y brillos, pasaron con el tiempo del plano religioso al artístico, consolidándose como Patrimonio Cultural.

Con su gran vocación artística, tan solo el 14 de agosto se confeccionan 70 mil metros cuadrados, en promedio.

No obstante, a lo largo del año se confeccionan tapetes y alfombras en sus más de 75 fiestas patronales en sus 39 comunidades, destacando la del 31 de diciembre en la cabecera municipal, día en el que vive la procesión del “Milagroso Cristo Señor del Convento” que supera el número de calles adornadas del 14 de agosto, mérito que en 2007 le confirió a Huamantla la denominación de Pueblo Mágico”.

Entérate:➡️[Video] Majestuosidad y colorido en La Noche que Nadie Duerme, en Huamantla

Durante décadas, los alfombristas de Huamantla han llevado su trabajo a prácticamente todo el país y su arte se ha extendido a un gran número de Centro y Sudamérica.

El bien logrado trabajo de los alfombristas huamantlecos es reconocido internacionalmente en diferentes festivales y muestras culturales, embajadas y las más importantes catedrales del mundo.

RÉCORD GUINNESS

Te recomendamos:➡️¡Aserrín para todos! En Huamantla regalan un pedacito del tapete más largo del mundo

En la actualidad, el municipio de Huamantla ya es considerado “capital del alfombrismo en México”.

Su trabajo ha sido presentado en países como Guatemala, Estados Unidos de América, Canadá, Suiza, España, Francia, Italia, Japón, Taiwán y la Ciudad del Vaticano.

En México, el alfombrismo es una manifestación social y cultural que se traduce en saberes, simbolismos y técnicas que han evolucionado. El resultado es la recopilación de la memoria oral e histórica de cada comunidad.

Lee también:➡️Nostálgica Noche que Nadie Duerme en Huamantla

RETOMAN CELEBRACIÓN TRAS PANDEMIA

Aunque la alerta de pandemia por Covid-19 sigue vigente en México y el mundo, la celebración de “La Noche que Nadie Duerme” es retomada en este 2022 al permitirlo las condiciones de salud y que un 97 % de la población cuenta con su esquema completo de vacunación contra la enfermedad, según datos de la Delegación del Bienestar.

Julio César Salcedo Aquino, Obispo de Tlaxcala, anunció en 2020 que ese año no se celebraría la procesión religiosa en honor la Virgen de la Caridad, debido a que el coronavirus provocó decenas de contagios y decesos en los hogares y lo primordial era el cuidado de la salud.

No te pierdas:➡️¡Muy tlaxcalteca! Helado de pulque, tlaxcales, muéganos y pan de fiesta: entre los postres más solicitados en Huamantla

Las autoridades sanitarias nos reportan que estamos en un momento crítico, pues los contagios y fallecimientos han aumentado, refirió en aquel entonces.

“La imagen de Nuestra Señora no pasará por las calles de la ciudad, a través del arte efímero de alfombras multicolores, sino que a través de nuestras obras de misericordia, alfombras multicolores de caridad, visitará las casas de las familias, sobre todo de los más necesitados”, señaló.

El mismo escenario se repitió en el 2021 y aunque no hubo procesión, sí se contó con serenatas a puerta cerrada en el templo mariano.

Más información:➡️Títeres y marionetas amenizan las calles de Huamantla

PATRIMONIO CULTURAL

  • El miércoles 14 de agosto de 2013, el entonces gobernador del Estado, Mariano González Zarur, y el alcalde Carlos Ixtlapale Pérez, dieron formalidad al Decreto del Congreso del Estado por el que declaran la tradición de las alfombras y tapetes de Huamantla como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado de Tlaxcala.
  • Fue en 1943 cuando campesinos devotos se organizaron con sus familias para comenzar la colocación de los primeros tapetes de aserrín y flores, como una forma de agradecimiento a la Virgen de la Caridad por los favores recibidos.

Entérate:➡️Con tapete de aserrín, Tlaxcala hace historia, el título le pertenecía a Guatemala

LEE MÁS: ⬇️

Policiaca

[Actualización] Tras 12 días hospitalizado, muere segundo policía agredido en Zacatelco

Aunque evolucionó satisfactoriamente tras ser sometido a una cirugía, su cuerpo registró una deficiencia masiva

Local

En Tlaxcala frenaron el paso de mil 80 migrantes de enero a abril de 2024

El mayor operativo rescató a 726 personas en Cuaxomulco, además han localizado a indocumentados en al menos siete municipios

Local

Encontraron 11 infantes nuevo hogar con adopción a través del SEDIF

Privilegia SEDIF interés superior de la niñez en su sistema de adopción de menores

Deportes

Interrumpe granizo segunda jornada del nacional juvenil de tiro con arco

La jornada de este sábado fue interrumpida por la lluvia; competencias se reanudan hoy

Municipios

Observó OFS a extesorera capitalina en cuenta 2022, principalmente por gastos sin comprobar

Más de 13.3 millones de pesos fueron observados durante la administración financiera de Yolanda Cervantes Zamora